Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 30 de Marzo de 2020

Otras localidades

CORONAVIRUS | Minuto a minuto CORONAVIRUS | Minuto a minuto Italia suma 812 muertos en 24 horas, pero registra el dato más bajo de nuevos contagios en dos semanas
Coronavirus Covid-19

Cádiz cobrará el IBI a la Iglesia para que contribuya en la crisis del coronavirus

El Ayuntamiento pasará las facturas por sus garajes, viviendas y locales no dedicados al culto

Plaza de San Juan de Dios de Cádiz, donde se encuentra el Ayuntamiento

Plaza de San Juan de Dios de Cádiz, donde se encuentra el Ayuntamiento / Patronato Provincial de Turismo

El Ayuntamiento de Cádiz ha anunciado que pasará las facturas del Impuesto de Bienes Inmuebles a la Iglesia católica por sus viviendas, garajes y locales no dedicados al culto en la ciudad con el fin de que esos ingresos sirvan para contribuir a las medidas que se están poniendo para hacer frente a la crisis generada por la pandemia del coronavirus.

El gobierno municipal, dirigido por Adelante Cádiz, considera que todas las administraciones e instituciones van a hacer un importante esfuerzo para paliar o minimizar las consecuencias económicas presentes y futuras derivadas del estado de alarma. De ahí que considere necesario que también la Iglesia se sume a ese esfuerzo aportando parte de lo que ingresa por la gestión de esas propiedades con las que cuenta en la capital gaditana.

El Ayuntamiento de Cádiz va a cursar las correspondientes facturas para cobrar el IBI de las propiedades de la Iglesia que no estén destinadas al culto. Tampoco a la enseñanza, con lo que quedarán excluidas iglesias, parroquias o colegios. El gobierno municipal entiende que esas propiedades (inmuebles, locales y garajes) no están directamente relacionadas con la práctica religiosa y que es una forma de implicar a la iglesia en este "esfuerzo descomunal" que está haciendo la sociedad gaditana para combatir la crisis generada por el coronavirus. También recuerda que por el alquiler de esas propiedades recibe ingresos.

El gobierno local no ha hecho aún el cálculo del montante que suponen esas facturas. Un estudio publicado en 2012 estimó que el valor catastral de los inmuebles dependientes de la Iglesia Católica en Cádiz era de unos 17,5 millones de euros, por lo que le correspondería abonar al año unos 200.000 euros al año. En este total se incluían la Catedral, iglesias, parroquias, seminario y colegios, con lo que la cantidad pretendida por el Ayuntamiento sería mucho más pequeña, al no contemplar cobrar ese impuesto por edificios dedicados al culto o la enseñanza.

El gobierno municipal quiere con este anuncio concienciar sobre el gran esfuerzo que hará todas las instituciones públicas para afrontar las consecuencias de la pandemia. El Ayuntamiento ha anunciado medidas económicas que incluyen el aplazamiento de los alquileres de la empresa municipal de vivienda Procasa, la supresión de la zona azul, o las moratorias indefinidas en el cobro de impuestos y tasas, que reducirán considerablemente los ingresos de las arcas locales.

"Son medidas que generan un gasto o un descenso de los ingresos, pero que asumimos por coherencia, responsabilidad y solidaridad con nuestras vecinas y vecinos", apuntan fuentes municipales. El cobro del IBI a la Iglesia se enmarca en la búsqueda de fórmulas para implicar a otros estamentos y "reforzar la solidaridad".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?