Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 26 de Mayo de 2020

Otras localidades

La CHS garantiza el abastecimiento de agua a población y sectores esenciales durante el estado de alarma

Además, estudia con los regantes de las Vegas Media y Baja alternativas frente a la alta salinidad del Segura por las últimas lluvias

La CHS garantiza el abastecimiento de agua a población y sectores esenciales durante el estado de alarma

La CHS garantiza el abastecimiento de agua a población y sectores esenciales durante el estado de alarma / CHS

La Confederación Hidrográfica del Segura continúa trabajando durante el estado de alarma, en el ámbito de sus competencias, para garantizar el suministro de agua tanto para el abastecimiento a la población (ofreciendo servicio a la Mancomunidad de Canales del Taibilla), como para actividades esenciales como la agrícola, que son esenciales ya que contribuyen a la generación de alimentos.

Cabe destacar asimismo que el organismo de cuenca sigue ejecutando, con las medidas adecuadas de protección de los trabajadores, las obras de emergencia que se están llevando a cabo para reparar los daños en infraestructuras y cauces que se vieron dañados durante la DANA del pasado mes de septiembre, y que han sido consideradas como críticas, según la CHS.

por otra parte, la CHS y los regantes de la Vega Media y Vega Baja contemplan alternativas frente a la alta conductividad del Segura, ya que las escorrentías producidas por las últimas lluvias han aumentado la conductividad del agua del río.

Estas lluvias, que está previsto que se prolonguen hasta el jueves, están permitiendo un ahorro de agua gracias a unas menores demandas de regadío, que se traducen en menores volúmenes desembalsados.

De hecho, durante esta semana y media, las existencias de la cuenca se han incrementado en más de 11 hectómetros cúbicos y la tendencia sigue al alza, según la Confederación.

Esta circunstancia, sin embargo, supone que el caudal circulante por el río tenga una notable mayor proporción de aportes procedentes de ramblas o escorrentías, que dan lugar a que la concentración en sales del caudal circulante se incremente significativamente y hace que las aguas sean prácticamente inválidas para riego.

Ante esta situación, la CHS se ha puesto en contacto con los representantes de los regantes de la Vega Media y de La Vega Baja para consultar las demandas de las zonas regables y ofrecerles la posibilidad de incrementar desembalses o incorporar aguas a través del sifón de Orihuela para reducir conductividad.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?