Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 02 de Junio de 2020

Otras localidades

A Dios rogando...

Los templos reabren al culto extremando las precauciones y pidiendo a los fieles colaboración en el cumplimiento de las medidas de higiene y seguridad

Nos lo ha contado en Hoy por Hoy Aranda el P. Eduardo Pérez, vicario de la parroquia de San Juan de la Vera Cruz

Los templos de Aranda también han reanudado parte de la actividad suspendida por el confinamiento. Para ello parroquias como la de San Juan de la Vera Cruz comenzaron ya el fin de semana a contactar con los fieles para comunicarles cómo será esta nueva etapa ya que el culto se puede retomar pero con estrictas medidas de seguridad.

En el caso de la parroquia de la Vera Cruz sus responsables han establecido el aforo máximo en 50 personas, a las que se pide que acudan con mascarilla, se desinfecten las manos a la entrada con gel hidroalcohólico que han puesto a su disposición y que limpien el calzado en unas alfombras con lejía habilitadas para tal fin. Se solicita también que cada cual ocupe el banco que se le indica, sin moverse durante la celebración. Para impartir la comunión será el sacerdote en que se acerque y se dará en la mano de cada persona. Se solicita salir con cuidado, respetando las distancias y sin quedarse en la puerta.

Cartel informativo para la reanudación del culto con medidas de seguridad / Parroquia de San Juan de la Vera Cruz de Aranda

Medidas que ha detallado en Hoy por Hoy Aranda el vicario de esta parroquia arandina, Eduardo Pérez, quien también ha explicado que los dos primeros días en los que se ha retomado el culto han sido días de mucha emoción. "Se nota esa hambre de Eucaristía que se ha ido acumulando a lo largo de más de dos meses. Ves la alegria y la emoción en los ojos de la gente, aunque vaya con mascarilla. Para mí está siendo un gozo muy grande". La primera Eucaristía de esta nueva etapa se celebró en la mañana del lunes 18 y, como en la mayoría de las iglesias de la diócesis de Burgos se ofreció en memoria de las víctimas de la pandemia.

Para que haya más facilidad en el cumplimiento de estas medidas, pero también para que la acogida en esta nueva etapa tenga un mayor sentido espiritual y de comunidad la parroquia ha solicitado voluntarios entre sus fieles que puedan recibir a los asistentes dándoles de nuevo la bienvenida. "En pequeños gestos de ofrecer el gel hidroalcohólico, acompañarle al banco e indicarle donde se puede sentar, en esa sonrisa, está todo el cariño que queremos expresar como parroquia. Queremos decirle "te echábamos de menos, la iglesia se abre para ti". Y es algo que agradecen las personas" asegura el padre Eduardo Pérez. Este sacerdote asegura que la preocupación de los sacerdotes es cuidar a los fieles siendo conscientes de que en gran medida son personas mayores, pero asegura que todo está funcionando bien durante los primeros días gracias a la responsabilidad y buena voluntad de los asistentes.

La parroquia ya ha celebrado este lunes su primera Eucaristía, que como en la mayoría de las iglesias de Burgos se ha dedicado a la memoria de todos los difuntos que ha causado el coronavirus

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?