Viernes, 03 de Julio de 2020

Otras localidades

Abusos sexuales

Seis años de cárcel por abusar de una menor con discapacidad intelectual

El condenado, natural de Ronda, abusó continuadamente de la joven durante un periodo de ocho años

Puerta de acceso al Palacio de la Justicia de Ronda

Puerta de acceso al Palacio de la Justicia de Ronda / Cadena SER

La Audiencia Provincial de Málaga ha condenado a un hombre de 61 años, natural de Ronda, a seis años y cuatro meses de cárcel por abusar de manera continuada durante ocho años de una joven menor de edad que cuenta con elevado grado de discapacidad intelectual. La sentencia, a la que ha tenido acceso Radio Coca SER Ronda, “declara probado” que el procesado (J.R.S.) abusó de su vecina que visitaba con regularidad la vivienda del individuo para jugar con su hijo.

Los abusos se repitieron desde el año 2002 al 2010 y en algunas ocasiones participó un sobrino del procesado, también menor de edad, que fue condenado en 2012 a prestar doscientas horas al servicio de la comunidad por estos hechos.

El culpado, siempre según el documento judicial, obligaba a la víctima a mantener relaciones sexuales plenas con él. La sentencia indica textualmente que “el condenado aprovechó la situación de inocencia y falta de comprensión plena de los hechos y circunstancias por su retraso mental conocido y manifiesto” para cometer los delitos.

No fue hasta el año 2011 cuando la víctima, que comenzaba a sufrir ataques de ansiedad severos, contó por primera vez a un psicólogo las situaciones a las que había sido sometida por parte de su vecino, y que han provocado secuelas psíquicas importantes en la joven. Se cursó entonces la correspondiente denuncia.

Durante el juicio oral, celebrado este pasado mes de febrero, nueve especialistas de las áreas de Psiquiatría y Psicología que han estudiado el caso y se han entrevistado en numerosas ocasiones con la menor, corroboraron ante el tribunal las declaraciones que la víctima ha contado durante estos 10 años que ha tardado el llegar el juicio. “No se aprecian motivos de incredibilidad subjetiva en la declaración de la joven, que ha mantenido siempre el mismo relato de los hechos pese al tiempo transcurrido y al elevado coste emocional que le han generado", indica la sentencia fechada el 30 de marzo de 2020.

Además de los algo más de seis años de prisión para el agresor sexual de la joven rondeña, el procesado tendrá que enfrentarse a una indemnización de 15.000 euros por daños morales y al pago de las costas judiciales. También se ha decretado una orden de alejamiento de 500 metros y la prohibición de comunicarse con su víctima durante cuatro años, nueve meses y once días.

Contra la sentencia, cabe recurso de casación ante el Tribunal Supremo. Se desconoce si se ha ejecutado esta opción por parte de la defensa del acusado.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?