Sábado, 08 de Agosto de 2020

Otras localidades

Deportes

La Peña Deportiva, ante la cita más grande de sus 85 años de historia

Se mide esta noche al Castellón por una plaza en la final de ascenso a Segunda División

Desde su fundación el 31 de marzo de 1935 la Sociedad Cultural y Recreativa Peña Deportiva ha vivido muchos partidos apasionantes, pero ninguno tiene la trascendencia e importancia del que le enfrenta esta noche al Castellón. La cita será a partir de las 22.00 horas en un estadio de tronío: La Rosaleda de Málaga.

El premio para el vencedor es una plaza en la final de ascenso a Segunda División. Palabras mayores para un equipo que afrontó esta temporada con un solo objetivo, mantenerse en la Segunda B, algo que no había conseguido en sus anteriores presencias en la categoría de bronce del fútbol español.

Cuando el balón empezó a rodar el conjunto de Santa Eularìa se acostumbró a ganar y a ganar hasta convertirse en la verdadera revelación de su grupo. El premio fue el billete para este play-off exprés donde ya dio la campanada eliminando en primera ronda al Marbella, uno de los candidatos al ascenso.

La Peña ha afrontado esta cita con ilusión, con humildad, pero sin la responsabilidad o la presión de otros rivales con presupuestos millonarios y con la obligación de subir de categoría. No es el caso del conjunto peñista, con un presupuesto modesto cuyos jugadores, cuerpo técnico y directivos disfrutan  de esta situación y esto se nota en cada entrenamiento. Esto ayuda, pero también el talento que destilan muchos de los componentes de una plantilla en la que por primera vez hay jugadores nacidos fútbolísticamente en Ibiza que tienen un papel protagonista en todos los partidos. Nombres como Fraile, Cruz, Pepe Bernal o el veterano Torres.

Uno de los artífices del éxito actual está en el banquillo. Rául Casañ, que vistió la camiseta peñista en Segunda B ha confeccionado una plantilla a su gusto y ha sacado el máximo rendimiento de futbolistas a los que ya dirigía en Tercera División.

Casañ recupera a los dos jugadores sancionados en el choque ante el Marbella, De Val y Cruz. Tiene a toda la plantilla disponible y asume que el  Castellón es un rival "muy fuerte, que intenta jugar manteniendo posesión, con jugadores de mucha experiencia en al categoría, una delantera muy fuerte y un conjunto muy bien trabajado que sabe lo que se hace".

El técnico peñista dice que la receta para ganar sigue siendo la misma "somos un equipo humilde y trabajador, que tenemos que aprovechar nuestras oportunidades pensando que el Castellón puede venir con la moral más baja tras haber caído por penaltis en la eliminatoria de campeones".

Reitera que su equipos está "con mucha ilusión y muchas ganas, aunque sabemos que tendremos que hacer las cosas muy bien y estar muy concentrados en el partido, no cometer errores, pero aunque es difícil no es imposible".

El equipo de Santa Eulària deberá vigilar sobre todo a los delanteros Ortuño  y César Díaz y maniatar la creación de fútbol del Castellón en la medular donde juegan habitualmente Jorge Fernández, Carlos Salvador y Rubén Díaz.

En apariencia, una cita más de David contra Goliat, pero ya se sabe que esto de soñar es gratis.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?