Sábado, 26 de Septiembre de 2020

Otras localidades

Guardia Civil

Un guardia duerme en su coche en Lanzarote tras la orden de abandonar la casa cuartel por una deuda ya saldada

Su mujer y su hijo de seis meses permanecen en la vivienda del Puesto de Costa Teguise por considerarlo no ajustado a Derecho

Puesto Principal de la Guardia Civil en Costa Teguise, Lanzarote.

Puesto Principal de la Guardia Civil en Costa Teguise, Lanzarote. / Google Maps

Un agente de la Guardia Civil, del Puesto Principal de Costa Teguise, lleva ya siete días durmiendo en su propio vehículo tras haber recibido la orden de abandonar el pabellón oficial, ubicado dentro del propio puesto, en el que residía junto a su pareja y su hijo de seis meses.

A pesar de que el agente se ha ido de la vivienda, al estar obligado a cumplir órdenes, su mujer se niega a abandonar el domicilio familiar de forma voluntaria por no encontrar ajustado a Derecho la resolución de cese, teniendo que determinarse por la autoridad competente el desahucio y lanzamiento de los familiares del guardia.

El guardia civil ha sido conminado a cesar en el uso de su pabellón por el impago de cuota de gastos comunes aunque la deuda pendiente, alrededor de 240 euros, ya se encuentra saldada incluyendo el pago adicional del 20% por demora, según los servicios jurídicos de la Unión de Guardias Civiles (Unión GC).

La orden de cese, dictada por el General Jefe de Zona de Canarias, se dicta por el supuesto retraso en el pago de la Comunidad de Vecinos y se ha hecho efectiva a pesar de las múltiples gestiones y audiencias solicitadas por el afectado quien ha tenido que obedecer para no incurrir en una falta por desobediencia.

Desde los servicios jurídicos de Unión GC, se afirma que este "supuesto retraso" en el pago de la cuota no es un hecho aislado y puntual que afecte solo a este guardia en el puesto de Costa Teguise. Afirman que los gastos de comunidad vecinal se pagan por los adjudicatarios de los pabellones de forma anual o con acumulación de meses, siendo ésta una práctica habitual en el cuartel. Añaden que incluso en el caso de este agente, lleva realizando los pagos de esa forma durante los nueve años que ha estado residiendo en el pabellón "como también lo han hecho otros agentes a quienes no consta que se haya actuado de igual forma, ni se les ha obligado a abandonar su domicilio".

Por otra parte y al existir una asociación de vecinos creada ya hace algún tiempo, aunque no es reconocida por el Jefe del Puesto, la deuda no debía reclamarse directamente por el mismo sino que esta reclamación debería haberse realizado por dicha asociación y por la vía Civil.

El guardia civil ha solicitado a través del Diputado del Común auxilio al Defensor del Pueblo, además de interponer el correspondiente recurso de alzada, a través de su abogado, a la espera de una resolución favorable que le autorice a convivir nuevamente en el mismo domicilio que su mujer y su hijo de apenas unos meses.

La Guardia Civil ha declinado hacer declaraciones al respecto.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?