Lunes, 21 de Septiembre de 2020

Otras localidades

Baleares cierra un restaurante por tener trabajando a cinco empleados que debían estar confinados

Las sanciones pueden llegar a los 600.000 euros cuando se produzcan infracciones muy graves

Formentera cierra el acceso a Illetes para evitar aglomeraciones.

Formentera cierra el acceso a Illetes para evitar aglomeraciones. / CONSELL DE FORMENTERA

La Conselleria de Administraciones Públicas y Modernización del Govern balear ha informado este viernes de que el Govern ha cerrado provisionalmente un establecimiento de restauración en Formentera por mantener en activo a cinco trabajadores que debían estar en aislamiento por coronavirus.

En una nota de prensa, la Conselleria ha explicado que el local permanecerá cerrado hasta que la propiedad efectúe la desinfección pertinente y garantice que el personal es negativo en COVID-19 y ha finalizado el periodo de cuarentena.

Un operativo conjunto coordinado por la Dirección General de Emergencias e Interior, en el cual ha participado la Dirección General de Salud Pública y el Consell de Formentera, ha decretado, por primera vez, el cierre provisional de un establecimiento de restauración por diferentes incumplimientos de la normativa sanitaria.

Después de que este miércoles se detectaran dos casos positivos de COVID-19 entre el personal del establecimiento y se activara el protocolo de aislamiento de sus contactos estrechos, cinco de estas personas que tenían que permanecer en cuarentena a la espera de resultados, han sido identificadas mientras trabajaban en el establecimiento inspeccionado.

En consecuencia, se ha levantado acta y se ha decretado una orden de suspensión temporal de la actividad del local hasta que haga efectiva la desinfección pertinente y pueda garantizar que el personal en activo no ha sido infectado por COVID-19 y ha finalizado el periodo de cuarentena indicado.

La resolución de los expedientes iniciados en estas actuaciones se regula en el Decreto Ley de régimen sancionador para los incumplimientos de las normas relativas a la COVID-19, en vigor desde el 10 de julio. Las sanciones pueden llegar a los 600.000 euros cuando se produzcan infracciones muy graves.

Esta actuación se enmarca dentro de la campaña de inspecciones conjuntas para vigilar el cumplimiento de la normativa de prevención derivada de la pandemia de COVID-19.

Los equipos, integrados por inspectores de la Comunidad y de los consells insulares y por agentes de los diferentes cuerpos y fuerzas de seguridad (Policía Nacional, Guardia Civil y policías locales), ya han llevado a cabo en el primer mes de funcionamiento un total de 337 inspecciones de las cuales se han derivado 201 actas.

Por islas, el primer mes de funcionamiento de los operativos ha dado como resultado 144 inspecciones efectuadas en Mallorca, de las cuales se han derivado 115 actas levantadas; en Menorca, 39 inspecciones y 28 actas; en Ibiza, 131 inspecciones y 42 actas, y en Formentera, 23 inspecciones y 16 posibles infracciones registradas.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?