Sábado, 31 de Octubre de 2020

Otras localidades

La emergencia social obliga a regular el teletrabajo

La firma de Maria José Romero Ródenas, Catedrática de Derecho del Trabajo y Seguridad Social en la UCLM

El Acuerdo Europeo del Teletrabajo de 2002 estaba sin implementar en nuestro modelo de Relaciones Laborales. Ha sido la emergencia sanitaria la que ha visibilizado y expandido el teletrabajo y fruto dialogo social (5º acuerdo) el miércoles 23 ha visto la luz su regulación legal en un extenso e interdisciplinar RD-l 28/2020 denominado de trabajo a distancia, situándonos en la vanguardia de los países europeos en la modernización y regulación de las formas de trabajo que resultan en el siglo XXI esenciales y en estos momentos de pandemia necesarias con la determinación clara y precisa de dos factores bien definidos: la seguridad y la flexibilidad, comunes a empresas y trabajadores además de un marco regulador muy bien armado y estrechamente ligado a los contenidos del Acuerdo Marco Europeo sobre el teletrabajo.

Este nuevo marco normativo no será de aplicación al personal laboral al servicio de las Administraciones Públicas, que se regirá por su normativa específica pendiente de aprobación.

Son muchos los elementos a destacar: voluntariedad, concretas limitaciones , la protección de los riesgos laborales, el modulado y estudiando concepto de trabajo a distancia pero es de destacar la remisión obligada a la negociación colectiva, a través de convenios y acuerdos que determinarán condiciones y aspectos muy relevantes como el derecho a la desconexión, la flexibilidad horaria y la reversibilidad del teletrabajo.

Lógicamente a sus posibles ventajas se une incertidumbres que se despejaran con el tiempo y que no están exentas de provocar en la practica efectos perversos vinculados con la productividad o con el respeto y garantía de los derechos de las personas trabajadoras. Es precipitado e inoportuno hoy hablar de estos riesgos máxime cuando es un marco regulador necesario no solo en "la nueva normalidad" sino porque por fin podemos señalar que constituye la implementación del Acuerdo Europeo del Teletrabajo, tras una espera de 18 años.

Lógicamente el éxito legislativo puede ir ligado a debilitar la cultura del presentismo, nos puede acercar a la llamada 4ª Revolución Industrial, fomentando el deseado impacto en la digitalización empresarial, al cambio de una economía lineal a circular y de una sociedad analógica a otra digital, de las relaciones laborales. Podemos encontrar en esta norma un cambio profundo que afectará de manera notable al empleo y al concepto tradicional y modelo clásico de relaciones laborales. E Importantes desafíos sociales que ojala a través de este nuevo marco laboral sobre el trabajo a distancia, sigamos avanzando en la senda de un verdadero y democrático eje de cambio en el modelo de RRLL fruto del dialogo social.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?