Martes, 20 de Octubre de 2020

Otras localidades

LA VENTANA LA VENTANA 'El juego de los detectives' | La señal para que dispare a Dorothy

El hospital Santos Reyes refuerza su dotación para hacer frente a la pandemia

Nuevos respiradores y un equipo de alto flujo permitirá adaptar la Unidad de Cirugía sin Ingreso para atender a pacientes que agraven pero n derivación al HUBU no sea imprescindible

Un nuevo equipo de monitorización reducirá las entradas y salidas del personal sanitario a las habitaciones donde se encuentren pacientes contagiados mejorando su vigilancia y el control de su estado

Los nuevos equipos de ventilación asistida reducirá las derivaciones de pacientes covid a otros hospitales

Los nuevos equipos de ventilación asistida reducirá las derivaciones de pacientes covid a otros hospitales / Imagen facilitada

 

El Hospital de los Santos Reyes ha reforzado en las últimas semanas su equipación para mejorar su respuesta a una segunda oleada de la pandemia, que ya ha comenzado a notarse en su actividad del último mes. En este tiempo el centro ribereño ha derivado a 13 pacientes covid, con una media de 63 años, al Hospital Universitario de Burgos. Se trata de decisdiones que se toman cuando el estado del paciente se agrava como para requerir cuidados en una unidad de críticos de la que carece el hospital ribereño. Para tratar de reducir estos traslados a los imprescindibles la gerencia del hospital comarcal decidió este verano adaptar parte de la Unidad de Cirugía sin Ingreso (UCSI) como Unidad de Cuidados Intermedios para aquellos pacientes covid cuya situación se agravara aunque no tanto como para derivarlos a otro centro hospitalario. Para ello el hospital ha adquirido dos equipos de alto flujo y un respirador de transporte indicados para mejorar la saturación de pacientes con dificultades para respirar.

A esta inversión se añade también la adquisición de un equipo portátil digital de radiología, un soporte de goteo que se instalará en el techo de la UCSI para mejorar su adaptación, así como una central de monitorización y seis monitores de pacientes que permitirán la vigilancia y control de pacientes covid reduciendo las entradas y salidas físicas de los profesionales sanitarios a las habitaciones en las que estén ingresados. De este modo se reduce la oporunidad de contacto y contagio, y faorece el ahorro de EPIs.

Esta mejora en la equipación hospitalaria ha supuesto una inversion ligeramente superior a los 180.000 euros, que en alguno de los casos ha requerido la declaración de emergencia en la contratación de este suministro para hacer frente al COVID-19

 

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?