Domingo, 29 de Noviembre de 2020

Otras localidades

Caso PGOU Alicante

La vendedora del viaje a Andorra de Castedo y Ortiz admite que la exalcaldesa no le pidió la factura

La jefa de Urbanismo que ascendió con Castedo dice que solo participaba en la comisión que decidió la recalificación del Rico Pérez "para aprender"

El empresario Enrique Ortiz, acusado en el caso PGOU, a su llegada a la Audiencia Provincial. Foto de archivo.

El empresario Enrique Ortiz, acusado en el caso PGOU, a su llegada a la Audiencia Provincial. Foto de archivo. / Cadena Ser

En la Audiencia Provincial de Alicante, el empresario Ángel Fenoll, absuelto recientemente por el caso Brugal, ha abierto la sesión de los testigos en el juicio del presunto amaño del PGOU de Alicante, por el que se sientan en el banquillo tanto los exalcaldes del PP Luis Díaz Alperi y Sonia Castedo, como el empresario Enrique Ortiz.

Un testimonio, éste de Fenoll, importante para las defensas, que en su día propusieron la nulidad de esos pinchazos que dieron pie a la investigación de esta pieza separada de Brugal, donde se recogen las conversaciones entre los principales acusados, y que son la principal prueba de cargo de este proceso.

Fenoll ha insistido en que las grabaciones que él mismo entregó a los medios en 2006 no eran originales y que le encargó a una empresa la tarea de "limpiarlas y cortarlas". Al resto de preguntas solo ha respondido con un "no recuerdo".

Antes ha declarado Leonor López, con quien se contrató el viaje que el 27 de diciembre de 2008 realizaron a Andorra, Sonia Castedo, su marido y Ortiz en un grupo de otras veinte personas, en la famosa fiesta de pijamas. Esta testigo ha negado que el empresario, al menos a ella, le abonase la parte de Castedo de un viaje que en total costó 20.800 euros, aunque ha admitido que a la exalcaldesa solo le dio el bono del hotel pero ninguna factura, porque no se la pidió. La factura la hizo después, ha dicho, porque lo necesitaba contablemente.

Por su parte, la jefa jurídica de Urbanismo, Isabel Campos, que supervisó la redacción del PGOU durante la recta final de su tramitación y supuestamente recibió un bolso de lujo de Ortiz, ha declarado que en 2008 hubo una reestructuración municipal y fue ascendida por la propia Castedo, pero que en sí no formó parte de la comisión del planeamiento que decidió la recalificación del Rico Pérez, sino que entró a ella después de la primera exposición pública, en la fase de alegaciones, y que asistía básicamente "para aprender".

El constructor Bernardo Campos, representante de un grupo inversor interesado en adquirir terrenos en Alicante, ha dicho que Ortiz se puso en contacto con él para que valiéndose de sus relaciones, encontrase inversores para unos terrenos, pero que al final se abandonó la operación al no considerarse viable, y que de estos asuntos se encargaba su abogado porque él no entendía "una patata".

También han declarado este jueves el suegro de esta agente de viajes y amigo de Ortiz, José Juan Climent Ivars, así como José Francisco León Barahon, amigo y empleado de Ortiz.

El juicio proseguirá el próximo martes 13 con más testigos.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?