Miércoles, 28 de Octubre de 2020

Otras localidades

LA VENTANA DEL CINE LA VENTANA DEL CINE La crítica de Boyero de 'La voz humana', el cortometraje de Almodóvar
Voleibol

Un paso al frente del Unicaja Almería más esperado

(3-0) Los ahorradores vencen a Melilla Sport Capital

Los almerienses celebrando la victoria.

Los almerienses celebrando la victoria. / Unicaja Almería

El 25-15 del tercer set puede llevar al engaño de un partido fácil en sus dos primeros capítulos, y nada más lejos de la realidad, por lo que tiene una lectura incluso más positiva para Unicaja Almería. Tres puntos de oro suma el conjunto blanquiverde, al ser capaz de frenar a uno de los cinco equipos que entraban en la tercera jornada de la competición con pleno de puntos, un Melilla Sport Capital que pagó caro en el trasfondo anímico ver a los de Berenguel remontar un 22-24, y después ceder en el pulso final de la segunda manga. Trasladado al sentir propio, inyección de moral de las que más falta hacen, de creérselo, manejando diferentes situaciones de partido para mostrar una versión sólida, capaz de una remontada, solvente en final apretado y, sobre todo, firme en el sostén de un ritmo constante.

 Los números avalan, además, las sensaciones, puesto que la estadística del choque hace que se aprueben varias asignaturas pendientes, quizá la más importante la de sumar con bloqueo. Unicaja Almería firmó 12 puntos directos, cuatro para cada uno de sus centrales en pista, Fornés y Jean Pascal. También se mejoró en saque, con cuatro aces, siendo el más destacado Fran Iribarne con dos, igualado en la cúspide del encuentro con los dos centrales visitantes, En Nakhai y Scarpin. Fornés fue el máximo anotador, también con empate con el opuesto rival, Martina, ambos con 14 puntos, y el mallorquín arrojando un extraordinario +13. Se fueron alternando entre varios el papel de ‘jugadores referente’ en las distintas fases del partido, incluso más allá del juego colectivo, que en todo caso fue notable. La distribución dio porcentajes muy altos, los mejores de la temporada, y funcionó la recepción.

El primer set tuvo a Fornés como hombre decisivo, con la mitad de los puntos totales que anotó sumados en ese periodo, y Palharini mostrando una seguridad pasmosa en cada bola caliente. Melilla hizo todos sus saques directos, los cuatro, también en esa manga, rompiendo la igualdad del 9-9 para situarse con un 9-12 que acabó por anular Fornés bloqueando el 13-13. Tres puntos seguidos del central mallorquín, y ayudado por Jean Pascal después, dieron un 22-20 ahorrador con tiempo de Salim Abdelkader. Dos aces seguidos de Scarpin y un error pusieron el 0-1 en bandeja a los norteafricanos, pero Fornés niveló a 24, Fran Iribarne hizo un saque directo para el 25-24 y Marlon Palharini cerró con un ataque certero el 27-25. El carácter, por fin, salió a relucir en un momento muy delicado.

El segundo set tuvo como pareja estelar a Fran Iribarne y a Colito, ambos decisivos para controlar y manejar un final al que se había llegado tras un pulso bonito para el espectador (20-20). Hasta ese momento se alternaron el mando del tanteo entre ambos equipos, con dos de renta visitante como tope y con cuatro de ventaja local (13-9), al que se llegó con un ace del receptor almeriense. Un tiempo de Abdelkader paró la racha y Riganti al saque permitió que el bloqueo melillense sumara puntos. Otra vez dio un tirón el cuadro ahorrador, con Colito tirando de eficacia y Palharini haciendo otro ace (18-15). Melilla lo pasó mal, pero supo reponerse y Riganti hizo dos puntos consecutivos para llegar al referido 20-20. Sangre fría, Iribarne y Colito conduciendo hasta la victoria parcial, el opuesto internacional firmó los tres puntos últimos hasta el 25-21, con fluidez y solvencia general.

En principio pareció no pesar el golpe anímico a un Melilla que quiso, pero que no pudo y que entendió que no tenía nada que hacer conforme maduró un poco el set que definió la victoria rápida de Unicaja Almería. Fornés de nuevo emergió como un coloso en la red para disparar a su equipo en el marcador (8-5 y 10-7). Pidió tiempo el técnico visitante, pero sin remedio ante una solidez hasta ahora no vista en los de Manolo Berenguel. De hecho, los verdes doblaron a los melillenses con un 14-7, y después con un 16-8, y más tarde con un 20-10 que anunciaba el final rápido del encuentro. Abdelkader movió banquillo, dando minutos a prácticamente todos sus hombres, mientras que el nijareño hizo lo propio, excepto Javier Jiménez, para el que el debut tendrá que esperar un poco más. Tampoco jugó Vigil, con unas ligeras molestias, y las once bolas de 3-0 fueron efectivas a la tercera (25-15), otra vez con Palharini cerrando y dando descanso a Colito, Charly Jiménez de opuesto.

Unicaja Almería (3): Fran Iribarne (9), Fornés (14), Colito (13), Palharini (12), Jean Pascal (9) e Ignacio Sánchez (2), más Mario Ferrera (líbero). También jugaron Esteban Villarreal (-), Charly Jiménez (-) y Curro Sáez (líbero).

Melilla Sport Capital (0): Scarpin (6), Riganti (3), Monfort (10), En Nakhai (7), Martina (14) y César López (3), más Osado (líbero). También jugaron Alejandro López (-), Tahiri (-), Giustiniano (-) y Jorge Anane (1).


Árbitros: Julio César Santana (Murcia) y Antonio Correa (Huelva).


Parciales: 27-25 (30’), 25-21 (26’) y 25-15 (23’).


Incidencias: Partido correspondiente a la tercera jornada de la Superliga Masculina de Voleibol 2020/201 disputado en el Moisés Ruiz ante 300 espectadores (con aforo limitado por protocolo COVID-19). Perfecto comportamiento de la afición de nuevo y agotadas las entradas puestas a la venta.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?