Viernes, 26 de Febrero de 2021

Otras localidades

Once detenidos como presuntos integrantes de una red de narcos que operaba en la Sierra

La Guardia Civil interviene 6 kilos de estupefacientes en varias viviendas en Villalba y Collado Villalba

La droga y los precursores localizados en la vivienda

La droga y los precursores localizados en la vivienda / Guardia Civil

La investigación se inició hace seis meses tras detectarse que se ha había producido un incremento en la posesión y consumo de sustancias estupefacientes en la vía pública, en una zona próxima a un centro comercial de área de Villalba.

Se diseñó una operación basada en vigilancias discretas que ha dado sus resultados: los agentes identificaban una vivienda sospechosa en la zona que era el punto de salida de la droga.

El trasiego continuado de un gran número de personas hacia ese domicilio confirmaba las sospechas. La organización utilizaba esa vivienda como laboratorio para elaborar las drogas y como base de operaciones.

Desde ese inmueble se distribuían las sustancias estupefacientes a sus más estrechos colaboradores, encargados cada uno de ellos de un punto de distribución y venta en la sierra noroeste de la región.

Los guardias civiles comprobaron que estaban perfectamente estructurados y que desarrollaban su actividad en las localidades de Collado Villalba, Torrelodones, Galapagar, El Escorial, Collado Mediano, Navacerrada, Guadarrama, Alpedrete y Hoyo de Manzanares.

Dicha banda estaba dirigida por un matrimonio, procedente de Colombia y por su hija, quien gestionaba los beneficios obtenidos de la actividad ilícita.

El resto de los integrantes se repartían labores de adulteración, almacenamiento y distribución de estupefacientes, así como de vigilancia de los domicilios y detección de posibles seguimientos policiales.

Para sus desplazamientos todos los miembros de la organización empleaban fuertes medidas de seguridad y precauciones, llegando incluso a disponer de una flota de 11 vehículos a nombre de terceras personas sin relación con ellos, dificultando así la labor policial de identificación.

En total se han intervenido 5.745 gramos de cocaína, 9.172 gramos de sustancias de corte para su adulteración, 676 gramos de marihuana, 20.200 euros en moneda fraccionada y ocho vehículos.

Los líderes de la banda disponían de una red de testaferros en sus países de origen, a través de los que adquirían inmuebles en propiedad abonando los mismos en efectivo.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?