Lunes, 30 de Noviembre de 2020

Otras localidades

Coronavirus Covid-19

"Vamos a terminar mal, enterrando vecinos; y la culpa será de todos nosotros"

El alcalde de Vilanova se mostró indignado ante el incremento de contagios

rebrotes galicia: "Vamos a terminar mal, enterrando vecinos; y la culpa será de todos nosotros"

Debido al notable incremento de contagios en el área sanitaria, los municipios de Pontevedra y Poio entran de nuevo en el máximo nivel de alerta de la Xunta, alerta Roja, en el mapa de colores del coronavirus.

Se suman así a Vilagarcía que alcanza los 59 casos con siete positivos nuevos. También destaca el incremento de Vilanova de Arousa con 31 positivos. Un dato que motivó la indignación de su alcalde. Gonzalo Durán exigió responsabilidad personal a todos los ciudadanos para no seguir enterrando vecinos. El regidor, médico de profesión dice que “no hay que echarle la culpa ni a Sanchez ni a Feijoo, que los políticos solo podrán multarnos y encerrarnos, pero si no somos responsables estamos comprometiendo nuestra salud y la de nuestros mayores, asi como la economía".

En el área sanitaria de Santiago-Barbanza-Deza hay 851 casos activos con 54 pacientes hospitalizados, 7 de ellos en la UCI; y 83 nuevos contagios en 24 horas. A Estrada pasa al nivel rojo de contagios por el elevado número de positivos en los últimos siete días.

Un caso especial es el de Cuntis. Tiene 19 positivos pero no aparece entre los máximos niveles de alerta de la Xunta. La explicación es que parte de esos positivos tienen médico en a Estrada y Cacheiras, con lo que no computan en el área sanitaria de Santiago.

Se disparan los contagios en el área Sanitaria Pontevedra-Salnés

Con Pontevedra, Poio y Vilagarcía en alerta roja, al igual que A Estrada en el área de Santiago, se disparan los contagios en el área Sanitaria de Pontevedra-Salnés

A las 12 de la noche entrarán en vigor las nuevas restricciones de la Xunta para frenar el nivel de contagios en Galicia, con la prohibición de celebrar reuniones de más de 5 personas que no sean convivientes. Una medida que pretende cortar el ritmo de nuevos contagios, toda vez que el 90% tienen lugar en reuniones familiares o con personas de confianza, según los datos de la consellería de Sanidade.

La subdelegada del Gobierno en Pontevedra, Maica Larriba ya ofreció a la Xunta y a los Concellos toda la colaboración posible de las fuerzas de seguridad para hacer cumplir estas restricciones; al tiempo que pidió responsabilidad individual a cada ciudadano.

Estas nuevas restricciones sociales coinciden con un notable incremento de los contagios en el área sanitaria de Pontevedra-Salnés. En 24 horas se han registrado 69 positivos, alcanzando en toda el área los 538 casos activos. Aumentaron también a 30 los pacientes hospitalizados, 5 de ellos en la Unidad de Cuidados Intensivos. En planta hay 19 pacientes en Montecelo, 5 en el hospital del Salnés y 1 en el Quirón Miguel Domínguez.

Todo indica que este alarmante incremento de nuevos casos se debe a los varios brotes detectados en las últimas horas: al menos 12 positivos en Caldas, todos ellos miembros de la misma familia; un brote con 5 casos en Pontevedra capital, y otro con 3 en O Grove.

Pero el más preocupante sigue siendo el detectado en el área de Oncología del Hospital Provincial. Mientras la Gerencia sigue sin facilitar datos, y el Conselleiro dice NO tenerlos, fuentes sindicales aseguraron a Radio Pontevedra que hay al menos 11 positivos ya confirmados: 6 pacientes oncológicos, un médico, una enfermera, una auxiliar y un MIR, además de una mujer, que era acompañante de uno de los pacientes, y que según el Jefe de Oncología, Manuel Constenla, pudo ser el origen del brote.

De momento, no hay constancia de positivos en otras secciones del Hospital, aunque sí trabajadores en cuarentena. Una situación que está afectando ya al funcionamiento del Hospital con servicios sobrecargados y personal doblando turnos para suplir a los afectados, según denuncian desde la Junta de Personal. El secretario de la mesa sindical, Eduardo Rejo, pide a la Gerencia que adopte las medidas necesarias para proteger a los trabajadores y no poner en peligro la actividad asistencial ni la salud del personal.

Con respecto a este brote, el Conselleiro de Sanidade, Julio García, reconoció No tener datos sobre el número de casos positivos, y tampoco quiso concretar si habrá o no cambios al frente del área sanitaria. Se limitó a decir que confía en el servicio de medicina preventiva del área sanitaria.


Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?