Lunes, 25 de Enero de 2021

Otras localidades

La Pizarra de Emilio Ivars

¿Prevenir o curar?, por Emilio Ivars

Comentario de opinión para el programa Hoy por Hoy Murcia del maestro de Primaria y exdiputado del PSRM, Emilio Ivars

Aula de un colegio de Infantil y Primaria, foto de archivo

Aula de un colegio de Infantil y Primaria, foto de archivo / EUROPA PRESS - Archivo (EUROPA PRESS)

¿Prevenir o curar?

Recuerdo que, en mi casa, de pequeño (imagino que también en la tuya), se escuchaban numerosos refranes, esas frases populares transmitidas -fundamentalmente en el boca a boca- a lo largo del tiempo y que siguen perdurando hoy en día. Hay varios que no se me olvidan, seguro que como a ti, y hoy quiero que charlemos, en nuestra pizarra, de uno de ellos, así que lánzate y anota: 'Más vale prevenir que curar'.

¿Recuerdas? Seguro que te vienen a la mente decenas de situaciones en las que te lo han dicho alguna vez. Esos momentos en los que eres excesivamente desconfiado, altamente precavido o evitas situaciones que deduces pueden llevarte a complicaciones innecesarias.

Te preguntarás que a cuento de qué quiero hoy charlar contigo de esto. Pues verás, últimamente, no paras de escuchar que hace falta más policía para todo, que hacen falta militares para controlar que no te saltes este confinamiento de los municipios, que necesitamos más inspectores para las residencias de mayores, que se hace necesario incrementar la inspección tributaria para perseguir a los que defraudan (sé que no eres tú uno de ellos), y así muchos más casos. Te suena, ¿verdad?

Cuando escucho eso, me atrevería a decir que a ti también, se me revuelve el alma. Y se me revuelve porque me acuerdo del refrán que hoy comparto contigo. ¿Prevenir o curar? Si necesitamos más policía, más vigilancia o más inspección es porque estamos fallando en la prevención y, ahora, intentamos curar. Sí, sabes bien que es necesario curar pero te preguntas, al mismo tiempo, si estamos haciendo algo para prevenir, para evitar que estas cosas pasen.

Y ahí, en el actuar antes de que las cosas ocurran, en el advertir con tiempo las actitudes que nos llevan a ello, en prevenir los acontecimientos te planteas que tiene un lugar preferente la educación, la EDUCACIÓN en mayúsculas, la que trabajamos en las escuelas, en los institutos, pero también en las familias, desde los medios de comunicación o desde la publicidad institucional.

Sabes tú que educar no sólo es transferir conocimientos. Educar es prevenir, educar es fortalecer los comportamientos, educar es formar ciudadanas y ciudadanos que respeten y defiendan las libertades, los derechos y las normas que todos nos hemos dado. La irresponsabilidad del que defrauda a Hacienda hay que perseguirla, sí, con más inspectores si cabe, pero qué hay de reforzar los valores ciudadanos en la escuela, qué hay de conocer en qué se gastan tus tributos, qué hay de eso. ¿En la cabeza de quién caben los maltratos que conocemos se han dado a nuestros mayores en algunas residencias? ¿Inspectores? Sí, claro. ¿Más y mejores proyectos educativos, comunicativos y sociales de prevención, de fomento del respeto, de valores sociales? También. No nos olvidemos. Porque, me insistes, más vale prevenir que curar.

Fíjate tú que cuando se intentan reforzar los valores en la escuela muchos ponen el grito en el cielo. Parece que gritaran: ¡prevenir no! prefiriendo que después de unos años pongamos remedio y cura mediante la sanción o el castigo. Sí, esa sensación de batallar contra corriente tengo yo también. Nos acordamos de reforzar la educación cuando ha llegado una pandemia. Esos profesores que han llegado a los centros de tus hijos se irán dentro de unos meses y volverás a ver que la educación importa lo poco que importa.

Reclamemos juntos más policía, más vigilancia, más inspección para curar. ¡Claro que sí! Pero a ver si aprendemos a hacer lo mismo con aquellos ámbitos que se dedican a prevenir comportamientos sociales: docentes o trabajadores sociales, por poner un ejemplo.

¿Prevenir o curar? Tú lo tienes claro, me lo dices con firmeza. Yo también. Siempre prevenir antes que llegar al extremo de tener que curar. Invirtamos en educación, en atención primaria, en trabajadores sociales, en campañas de comunicación... y pongamos en valor la importancia de adelantarnos a los conflictos. Prevenir siempre antes que curar.

Nos vemos en la próxima pizarra.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?