Lunes, 19 de Abril de 2021

Otras localidades

Cine

La Filmoteca estrena "My Mexican Bretzel"

Imagen de la película "My Mexican Bretzel"

Imagen de la película "My Mexican Bretzel" / Sansebastianfestival.com

La Filmoteca de Andalucía presenta una de las películas que más gratamente ha sorprendido en los últimos meses. Su estreno internacional tuvo lugar en el exigente Festival de Rotterdam, donde obtuvo el Premio Found Footage. A partir de ahí ha recorrido -con éxito y galardones- numerosos certámenes, lo que la llevó a ser incluida por el Festival de San Sebastián en su sección “Made in Spain”, que selecciona las producciones más destacables del panorama cinematográfico español.

“My Mexican Bretzel” es el primer largometraje de Nuria Giménez Lorang, que, tras el fallecimiento de su abuelo, encuentra una enorme cantidad de cintas filmadas por él, que recogen sus viajes y vida cotidiana, y decide hacer una película. Sin embargo, para ello la directora no emprende un trabajo de documentación acerca del pasado familiar, sino que renuncia a esa vía y, apoyándose en las imágenes, construye un relato indagando en los rostros, gestos y movimientos de los protagonistas de las cintas, centrándose especialmente en su abuela, que en la película encarna al personaje de Vivian.

A través de un supuesto diario de esta (fruto también de la escritura de la realizadora) accedemos a sus pensamientos, emociones y sentimientos más íntimos. E íntima es también la forma que Nuria Giménez le otorga, al prescindir casi totalmente de elementos sonoros, elección en consonancia con la honda y callada naturaleza de los escritos; y decisión que apela al cine como un arte basado esencialmente en imágenes.

La cinta arranca con la rotunda afirmación de que “la mentira es otra forma de contar la verdad”. A partir de ahí la ficción y la no ficción se funden en este juego que propone Nuria Giménez, apoyado en el apoderamiento del material filmado por su abuelo. Partiendo de esas grabaciones familiares, que ya contienen un interés en sí mismas -como reveladoras de fragmentos de vida de unos personajes por variadas localizaciones a lo largo de los años- se añade una intensa labor de escritura, no solo del diario personal antes referido sino por toda una serie de citas de ‘El libro rojo’, incierta obra del ficticio Paravadin Kanvar Kharjappali.

El gran ejercicio de montaje unido a los textos elocuentes y profundos otorgan nuevo sentido a las imágenes originales.

Por otra parte, hay que destacar el aura que desprende Vivian, la protagonista, cuya figura asociamos a las estrellas del Hollywood clásico y también la conecta de manera poderosa, por ejemplo, con aquellas que encarnaban los melodramas de Douglas Sirk. Observar la constante y estereotipada sonrisa de su abuela lleva a la directora a edificar una indagación del universo femenino en consonancia con las inquietudes contemporáneas.

Reflexiones en torno al amor, al deseo, a la felicidad, a la memoria e incluso al acto mismo de filmar, llegando a afirmar al respecto que, “vivimos buscando formas de olvidar nuestra vulnerabilidad”.

La lectura que propone la directora acerca del material filmado de sus abuelos, sin duda, ha debido generarle nuevos vínculos con ellos, (una comunicación con los fantasmas de sus seres queridos) al construir una ficción que les retrata, pero, sobre todo, nos regala una película delicada, poética y encantadora que no deben perderse y que nos mantiene a la expectativa de sus futuros trabajos.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?