Jueves, 22 de Abril de 2021

Otras localidades

No debemos avergonzarnos por llorar, tiene infinidad de beneficios

A raíz de la encuesta del CIS, la psiquiatra Yolanda Zapico recuerda que es algo necesario y no deberíamos ocultarlo

Una persona llora mientras otra la abraza

Una persona llora mientras otra la abraza / Getty images

Nos avergüenza reconocer que lloramos. Desde que somos muy pequeños nos dicen que "llorar es de débiles" y esto ha provocado que ocultemos ciertos sentimientos.

El llanto y las lágrimas se suelen asociar siempre a experiencias traumáticas o negativas, sin darnos cuenta de que también se llora de alegría, incluso, lloramos mientras cortamos una cebolla o se nos mete algo en el ojo. ¡Nacemos llorando! Y eso es síntoma de que la vida se abre paso.

Según la encuesta del CIS, 1 de cada 3 españoles han llorado durante la pandemia y a la psiquiatra Yolanda Zapico le parecen pocas personas. "Yo creo que han llorado más. Hay estudios que revelan que la música o películas hacen llorar a más de mitad de la población. ¿Quién no ha llorado por esta razón en los últimos meses? Si nos confesáramos de verdad, seríamos más de 1 de cada 3 españoles", nos cuenta esta profesional que además es presidenta de la Asociación de Psiquiatría de Castilla y León.

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

Los efectos de llorar

Según la Real Academia de la Lengua, llorar es derramar lágrimas; manar líquido de los ojos. Y esta reacción cumple varias funciones: "por un lado libera tensión, pero también relaja la musculatura, disminuye la presión arterial y libera toxinas asociadas al estrés. Llorar es también una forma de comunicarnos, de expresar a los demás cómo nos sentimos", asegura Yolanda Zapico. Además, llorar muestra que tenemos capacidad de ponernos en la piel de otra persona. "Quien no es capaz de empatizar, suele tener más problemas en las relaciones personales con otros", según esta psiquiatra.

Además, llorar tienen una función hidratante, higienizante y antiséptica. "Todo el mundo sabe que cuando hay una sustancia que irrita el ojo, lloramos, por lo tanto, producir lágrimas es una forma que tiene nuestro cuerpo de defenderse", explica Yolanda Zapico. 

A pesar de todo esto, no podemos olvidar que el llanto no es bueno si es consecuencia de una enfermedad o un dolor, ahí tendríamos que pedir ayuda a un profesional. Tampoco es positivo si se utilizamos las lágrimas para manipular. 

Además de analizar lo que han llorado los españoles, la encuesta del CIS revela que el 68,6% de los encuestados tiene miedo a que personas de su entorno fallezcan por coronavirus; el 72,3% aseguran sentirse preocupados porque sus familiares se contagien de esta enfermedad; y el 21,5% se ha sentido en algún momento decaído, deprimido, sin esperanza, nervioso, ansioso o alterado. E incluso, un 14% dice que es incapaz de controlar sus preocupaciones.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?