Lunes, 19 de Abril de 2021

Otras localidades

CORONAVIRUS | SANIDAD CORONAVIRUS | SANIDAD Simón: "El efecto que esperábamos tras la Semana Santa no se está produciendo"

De la desafección a la política

Antonia Asencio

Antonia Asencio

Antonia Asencio / Radio Jerez Cadena SER

Según una reciente encuesta de CIS los políticos son uno de los tres principales problemas para los ciudadanos, junto a la crisis económica y los peligros del covid-19; La conclusión es que más de la mitad de los españoles (52,1 %) consideran a la clase política como un factor negativo en plena crisis de la pandemia; o lo que es lo mismo que quienes tienen que resolver los gravísimos problemas a los que nos estamos enfrentando en estos tiempos no están a la altura.

En mi opinión esto no es más que el resultado de una puesta en escena que pesa más que el fondo de la cuestión, es decir que nos quedamos con el teatro de la política y no con la función de la política. Todos juegan a la exageración de sus posturas y los extremos como sabemos se alimentan entre sí; no tenemos más que ver el peligrosísimo avance de la extrema derecha en nuestro País.

Desde el punto de vista de la ética y la ejemplaridad me preocupa sobremanera que se frivolice con estas cuestiones, porque lo siguiente es que si son un problema para qué los queremos?? Y entonces qué?? Dejamos que algún iluminado salvapatrias nos imponga paternal y dictatorialmente su criterio?? Ya hemos visto amagos de este tipo de discurso entre lo más reaccionario de algunos cuerpos militares y el relato de muchos líderes de Vox va por ese camino.

La esencia de la política es el progreso a través del dialogo y la dialéctica; la solución a los problemas siempre ha de venir del acuerdo y la concesión y todo eso existe porque de hecho avanzamos, pero no vende. Lo que vende es la soflama y los eslóganes fáciles y vacíos de gente inculta y cateta como “Comunismo o Libertad!!”, “Yo o el caos!!”. Le damos más importancia a los 140 caracteres de un tweet con exabruptos que a los cientos de folios de un acuerdo de concertación social.

Mientras la sociedad se desentiende de la política sin criterio y todo esto me recuerda al poema de Martín Niemöller:

"Primero vinieron por los socialistas, y yo no dije nada,

porque yo no era socialista.

Luego vinieron por los sindicalistas, y yo no dije nada,

porque yo no era sindicalista.

Luego vinieron por los judíos, y yo no dije nada,

porque yo no era judío.

Luego vinieron por mí, y no quedó nadie para hablar por mí."

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?