Miércoles, 14 de Abril de 2021

Otras localidades

Economía

Hacienda prevé devolver 80 millones de euros a los salmantinos

La previsión es que se devolverán 636 millones en CyL mientras que los contribuyentes pagarán 572 millones, un 9,3 por ciento más que en 2019

Gente por la calle

Gente por la calle / Europa Press

La Agencia Tributaria prevé que este año se presenten un total de 1.267.824 declaraciones en la comunidad autónoma de Castilla y León, un 0,3 por ciento más que en 2020, frente a un incremento del 2,1 por ciento en el resto del país que llegará a un total de 21.570.000 declaraciones.

Según los datos aportados por la Agencia Tributaria, un total de 880.175 declaraciones tendrán derecho a devolución, 2,6 por ciento menos en este caso respecto a la campaña de la renta precedente, frente a un descenso del 1 por ciento en España donde se prevé que 14.330.000 declaraciones tengan derecho a devolución, dos tercios del total.

Precisamente, la Agencia Tributaria ha abierto este miércoles el plazo para confirmar o modificar y presentar por internet la declaración del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas correspondiente a 2020 (IRPF 2020) y las devoluciones se iniciarán en 48 horas, es decir, el próximo viernes.

En el caso concreto de Castilla y León, el importe estimado de las devoluciones será de 636 millones de euros, un 4,9 por ciento menos que en la campaña precedente cuando se devolvieron 669 millones de euros.

Por su parte, los contribuyentes que cuenten con declaraciones a ingresar, 314.281, un 4,4 por ciento más, ligeramente inferior al aumento de España (5,7 por ciento), por importe de 572 millones, 9,3 por ciento más, no realizarán los primeros pagos hasta el final de la campaña.

Por conceptos y según los datos aportados por la Delegación Especial de la Agencia Tributaria en Castilla y León, figuran otras 73.368 como "negativas y otras", lo que representa un incremento del 23,6 por ciento respecto a la campaña de la renta de 2019.

En cuanto a las modalidades la previsión es que 1.064.063 declaraciones serán individuales (1,9 por ciento más) y 203.761 conjuntas (-7,0 por ciento).

En el caso del Impuesto sobre el Patrimonio en 2020, la previsión es que se presenten 7.670 declaraciones en Castilla y León, un 0,2 por ciento más que en la campaña de 2019, por 33,62 millones un 3,2 por ciento menos en este caso que lo aportado el pasado año (34,73 millones).

POR PROVINCIAS

La previsión de la Agencia Tributaria es que en Ávila se presente un total de 78.345 declaraciones, un 0,6 por ciento más que en la campaña de 2019, con 38 millones de euros a devolver a los contribuyentes, un 2,9 por ciento menos; y a ingresar o pagar un total de 13 millones, un 1,9 por ciento más, mientras que en Burgos se presentarán 199.427 declaraciones (+0,3 por ciento) con 107 millones de euros a devolver (-5,5 por ciento) y 83 millones a ingresar (3,9 por ciento más).

En León se presentarán 235.235 declaraciones, un 0,2 por ciento menos, con 118 millones de euros a devolver (-4,3 por ciento) y 85 millones a pagar por los contribuyentes (+3,4 por ciento); en Palencia, se registrarán 86.386 declaraciones, cifra similar a la campaña de 2019, con 43 millones de euros a devolver (-3,5) y 32 millones de euros a pagar (-5,4) y en Salamanca la previsión es que se formalizarán 168.875 declaraciones, un 0,2 por ciento más, con 80 millones a devolver (-4,3) y otros 80 millones a pagar por los contribuyentes (+5,3).

En Segovia se estiman 79.674 declaraciones, un 0,7 por ciento más, con 38 millones a devolver a los contribuyentes (-5,1) y 32 millones a pagar (+2 por ciento); en Soria, se esperan 50.847 declaraciones, un 0,4 por ciento más, con 25 millones a devolver (-3,9 por ciento) y 16 millones a pagar (-6,9); en Valladolid, 284.273 declaraciones, un 1 por ciento más, con 149 millones de euros a devolver (-6,2) y 196 millones a ingresar por los contribuyentes (28,7 por ciento más) mientras que en Zamora se esperan 84.762 declaraciones, un 0,5 por ciento menos, con 38 millones de euros a devolver (-4,5 por ciento) y 24 millones de euros a pagar por los contribuyentes (-11,6 por ciento).

El plazo de presentación finaliza el 30 de junio para declaraciones tanto a ingresar como a devolver, si bien el plazo en las declaraciones a ingresar con domiciliación bancaria concluirá el 25 de junio. La atención telefónica para la confección y presentación de declaraciones (plan 'Le Llamamos') comienza el 6 de mayo, con solicitud de cita a partir del 4 de mayo, y la atención presencial en oficinas se inicia el 2 de junio (seis días antes que el año pasado), con solicitud de cita a partir del 27 de mayo. La atención personalizada, por teléfono y en oficinas, seguirá contando con el apoyo de las comunidades autónomas y ayuntamientos.

Según informan las mismas fuentes, la Agencia Tributaria ha diseñado la campaña que arranca ahora con un refuerzo de la asistencia personalizada para dos colectivos que pueden requerir una ayuda singular en estos momentos: los afectados por regulaciones temporales de empleo (ERTEs) y los perceptores del Ingreso Mínimo Vital (IMV).

A su vez, y como vía de facilitación de liquidez, se establece una opción de fraccionamiento en seis meses sin intereses para contribuyentes en ERTE con resultado de la declaración a ingresar. La campaña también cuenta con mejoras que facilitan la presentación dela declaración a contribuyentes con actividades económicas en régimende estimación directa y objetiva, arrendadores e inversores.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?