Hoy por Hoy PalenciaHoy por Hoy Palencia
Actualidad
Opinión

Personas tóxicas en los grupos

La Firma de Pedro Brouilhet

"Personas tóxicas en los grupos", la Firma de Pedro Brouilhet

"Personas tóxicas en los grupos", la Firma de Pedro Brouilhet

02:38

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1617959837_762619/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Palencia

Últimamente observando la realidad lejana y cercana veo lo difícil que es la convivencia en grupos, colectivos, entidades, equipos, sociedades... A muchas personas les pesa tanto su propio protagonismo que son capaces de cargarse una entidad antes de quedarse a un lado. Podemos recordar lo que ha pasado en algunos partidos políticos, en muchas asociaciones, en algunos equipos deportivos.

Los que piensan más en sí mismos se olvidan de los proyectos comunes. Sus egos les hacen olvidar el nosotros. He conocido a personas que por detrás son capaces de enfrentar en vez de unir y transformar. Son gente que se creen el ombligo del mundo. Algunos con perfil muy bajo, otros que no admiten la grandeza de su compañero, a algunos les mueven las envidias y otros se buscan enemigos para sentirse importantes...

La pena es que por el camino destruye a personas y les hacen abandonar proyectos donde han puesto todo su corazón y fuerzas. Luego el otro es el culpable, el que ha hecho llegar a esta situación o enfrentamiento.

A nivel político nos podemos encontrar con estas situaciones casi a diario. Algún nuevo partido ha ido arrinconando a todo el que piensa distinto. Los partidos antiguos tienen listas enteras de personas que han abandonado el barco por la mediocridad de algunos de sus dirigentes. Lo que está pasando en Ciudadanos es un claro ejemplo. El caso de Murcia es digno de estudio.

Me da pena también observar en Organizaciones sin ánimo de lucro como las luchas internas han destruido proyectos solidarios. En muchas de ellas se ha quedado el líder, que no admite que nadie le haga sombra. Sólo quieren palmeros que les idolatren.

Esas personas tóxicas son el cáncer que han tenido y tienen muchos grupos. En nuestra ciudad la lista de nombres es bastante amplia. Seguro que a ustedes se le ocurren muchos nombres. Basta con observar que hay colectivos que son incapaces de defender juntos sus intereses por los egos de algunos.

El problema catalán, las elecciones en Madrid, las fallidas mociones de censura, la agresividad verbal, la violencia que observamos en los últimos días, los discursos eternos vacíos de contenido, los insultos en algunos medios, la división en muchos colectivos, la desaparición de asociaciones... son algunos ejemplos de personas a las que no les interesa el bien común, sino sólo su ego y el aplauso fácil. Sujetos que no tienen problemas en dinamitar el ambiente porque no pueden vivir en paz consigo mismos.

Nelson Mandela decía: "En un mundo que cada vez separa más, discrimina más, roto por el miedo al distinto y diferente... en un mundo incapaz de ver al otro como hermano, descubrimos que solamente perdonando y mirándonos desde la confianza es posible la verdadera convivencia. Cómo de rápido olvidamos maravillosos ejemplos como el de Nelson Mandela, que a través del perdón consiguió reconciliar las heridas en Sudáfrica. Solo el perdón y la mirada del amor y acogida, son capaces de que crezcamos todos.

Ejemplos como el de Mandela y el de muy buenas personas cercanas me hacen olvidarme de esas personas que nos intoxican con su ser y hacer.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad