Viernes, 17 de Septiembre de 2021

Otras localidades

DIRECTO | 'HORA 25' DESDE SAN SEBASTIÁN DIRECTO | 'HORA 25' DESDE SAN SEBASTIÁN Edición especial de 'Hora 25' desde el Festival de Cine de San Sebastián
Abuso menores

El acusado de haber abusado de una niña de 6 años lo niega todo

Los hechos se destaparon a raíz de qué en un campamento de verano un monitor escuchara a la niña mientras se lo contaba a otro niño

Audiencia Provincial de Cantabria.

Audiencia Provincial de Cantabria. / Cadena Ser (Efe)

El acusado de haber abusado sexualmente en "múltiples ocasiones" de una niña de seis años, hija del hombre al que cuidaba, ha negado los hechos y ha declarado que, además de que "nunca" ha tocado a la menor, no siente ninguna atracción sexual por las mujeres, porque es homosexual.

"No sé porque la niña ha contado eso, sólo sé que no lo he hecho", ha subrayado el acusado al declarar en el juicio que ha comenzado este lunes en la Audiencia de Cantabria, en el que la Fiscalía y la acusación particular piden 12 años de cárcel por un delito continuado de abuso sexual a menor de dieciséis años con penetración y una indemnización de 12.000 euros por los perjuicios morales causados.

El acusado ha negado que, como se relata en el escrito de la Fiscalía, se aprovechara de que trabajaba como cuidador del padre de la menor, para pedir a la niña que le acompañara a una zona de la casa, donde abusaba sexualmente de ella.

Sin embargo, en la sala se ha podido seguir la declaración de la niña, grabada en vídeo, en la que narra que el acusado la pedía que se metiera "su pito en la boca". Algo que ha subrayado que no le gustaba, como tampoco que "le metiera el pito en el culo". "Yo le decía que no me gustaba y que no lo hiciera más, porque me hacía daño", añade la niña.

También ha explicado que el acusado le hacía "otra cosa que me gustaba, pero que no sabía que era delito. Me tumbaba en la cama y me chupaba la 'chochetona' (genitales)".

La niña no recuerda cuántas veces ocurrieron esos hechos, pero sí que fueron "muchísimas" las ocasiones en las que el acusado le hizo cosas que no le gustaban.

Sin embargo, el acusado ha señalado que cuando los niños (la víctima y sus hermanos) llegaban del colegio, mientras los pequeños se cambiaban de ropa, él se limitaba a servir al padre y a los hijos la comida que previamente había dejado preparada su madre, y luego se marchaba porque entonces llegaba la madre de trabajar.

Según ha señalado, desde que el autobús dejaba a los niños, que recogían el acusado y el padre, hasta que se iba de la casa, apenas pasaba un cuarto de hora, en el que únicamente preparaba la mesa para que comieran. "En todo momento el padre estaba con los niños", ha enfatizado.

El acusado desconoce qué ha podido llevar a la niña a acusarle, aunque ha apuntado que, aunque era una "niña normal", era muy imaginativa y "veía hadas".

"No he tenido nunca una relación sexual ni sentimental con una mujer, ni siento atracción sexual por ellas, porque soy homosexual", ha declarado el acusado, y ha explicado que dejó de trabajar para la familia porque le dijeron que "por causas económicas" no podían pagarle.

Sin embargo, la madre de la niña ha explicado que decidieron prescindir de sus servicios porque habían desaparecido "pequeñas cantidades de dinero", por lo que le comunicaron que "por razones de dinero no podía continuar".

También ha negado que, como afirma el acusado, le diera instrucciones de que los niños debía cambiarse de ropa sin ayuda, ni de que tuvieran que comer "juntos los cuatro (el padre y los niños)".

Y aunque ha reconocido que la niña es "imaginativa", ha hecho hincapié en que el hecho de que tenga "un mundo interior muy desarrollado", sigue siendo "muy niña" y no tenía acceso a contenidos de tipo sexual.

Precisamente fue la descripción gestual que hizo la niña de lo ocurrido lo que hizo más creíble su relato, cuando tuvo que contarlo por primera vez ante adultos. Y es que los hechos se destaparon a raíz de que, en un campamento de verano, un monitor la escuchara mientras se lo contaba a otro niño.

Este monitor, la coordinadora del campamento y una educadora social, han coincidido en sus respectivas declaraciones, en dar credibilidad a la niña pese a ser "fantasiosa".

"La creí, aunque quería creer que era mentira", ha recordado la coordinadora, apuntando que el relato de la niña "no podía ser inventado, al ser tan explícito".

Por su parte, el monitor que dio la voz de alarma, ha recordado que avisó porque lo que escuchó era "algo impropio" de una niña. Además, ha explicado que aunque la niña es "muy imaginativa", la creyó cuando "empezó a entrar en detalles" y "una niña de 7 años no podía saber la postura en la que la colocaba el chico".

"Demasiados detalles para que una niña de esa edad estuviera mintiendo", ha declarado otra monitora.

En la primera sesión de este juicio que finaliza el miércoles, también han declarado la abuela y una tía del acusado, con las que convivía cuando ocurrieron los hechos. Ambas han afirmado que conocían su homosexualidad y que no había tenido nunca relaciones con mujeres.

Lo mismo que ha testificado su actual pareja, un hombre con el que convive y que conoció a través de las redes sociales, como su relación anterior. Los dos han recordado que supieron que el acusado era homosexual, "desde el primer día" en que se conocieron.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    • Notice: Undefined variable: lb_es_acceso_con_movil in /mnt/filerprod/html/produccion/datos/rhabladas/cadenaser/ser/templates/includes/v3.x/v3.0/include_player_permanente.html on line 118

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?