Economia y negocios

Ferroatlántica estudia deslocalizar la producción de la planta de Boo a Francia y Noruega

El encarecimiento del precio de la luz ha provocado que la planta paralice uno de sus cuatro hornos

Planta de Ferroatlántica en Boo de Guarnizo / Cadena SER

Santander

La empresa Ferroatlántica ha parado uno de sus cuatro hornos en la Fábrica de Boo de Guarnizo ante la subida del precio de la luz. Tanto la dirección de la empresa como el comité han confirmado a la Cadena SER que el grupo está estudiando deslocalizar la producción y llevarla a sus plantas de Francia y Noruega.

Hablamos de una de las empresas electrointensivas de Cantabria, que vuelve a meter presión al Gobierno de España para que aporte soluciones al elevado coste de la energía.

Fuentes de la compañía explican a la SER que el incremento del coste energético tiene un impacto importante en el proceso productivo. Solo en un mes, la planta cántabra gasta unos 5 millones de euros más en luz que la planta que Ferroatlántica tiene, por ejemplo, en Noruega.

Por ello, la compañía está estudiando deslocalizar la producción y dejar la planta de Boo como centro de operaciones, es decir, dejaría de ser una planta productiva. Algo que podría ocurrir el año que viene si la subida del precio de la luz continúa su escalada. Así nos lo han confirmado fuentes de la dirección de la fábrica, que -no obstante- no han querido hacer más declaraciones.

Desde el comité de empresa, máxima preocupación. En la actual coyuntura, y con el coste energético disparado, los trabajadores ven inviable la continuidad de la fábrica de Boo y, con ello, el futuro de los 150 empleos directos que hay en la actualidad. 

El presidente del comité de empresa de Ferroatlántica aporta un dato relevante: el 40 por ciento de los costes de producción se los lleva el precio de la energía, con un precio medio del megavatio/hora de 200 euros.

Otras fuentes del comité, pertenecientes a otros sindicatos, aseguran que no tienen conocimiento de que la firma esté planteándose la deslocalización como una posibilidad real. Entre otras cosas, apuntan, porque en países como Noruega e incluso Francia, el coste de la energía puede ser más barato que en España, pero el coste de la mano de obra es superior al de nuestro país.

En cualquier caso, de materializarse la deslocalización de Ferroaltantica sería la primera empresa de Cantabria que abandona su producción en España por el encarecimiento de la energía.

Todo esto se produce en un contexto de presión de las empresas electrointensivas al Gobierno de España para paliar el incremento provocado por el precio de la luz en sus costes de producción. Hay que recordar que a finales de diciembre, el Consejo de Ministros aprobó el nuevo estatuto de los consumidores electrointensivos, que contempla una bajada en el recibo que pagan estas empresas. Una bajada -eso sí- que fábricas como Ferroatlántica han calificado de insuficiente.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad