Sociedad

"Soy al que más le están metiendo y el que menos ha hecho"

Comienza el juicio contra los 8 acusados de provocar los altercados y destrozos en Logroño el 31 de octubre de 2020

Primera jornada del juicio de los disturbios de octubre de 2020 en Logroño / Europa Press

Logroño

Con el testimonio de los 8 encausados ha comenzado el juicio por los disturbios ocurridos en Logroño en octubre de 2020 tras una concentración, no autorizada y convocada a través de las redes sociales, y que terminó en una autentica batalla campal. Se pide una pena total de 77 años de cárcel y una indemnización de más de 63 mil euros por los daños causados con destrozos en mobiliario y tiendas. Además de por la agresiones a varios policías.

El principal acusado de los incidentes, y que ha pasado 7 meses en prisión, hoy en sede judicial y solo a preguntas de su abogado ha reconocido que la noche de los hechos estuvo en el paseo del espolon, y que rompió el escaparate de una tienda.

"No estuve en El Espolón. Yo llegué ahí como a las ocho y media pasadas. Yo sé que me fui a parte, cogí un palo, volví y no miraba a nadie. Yo estaba por mí mismo. No entré en la tienda. Y luego, entre una cosa y otra pasó lo del contenedor y pasó lo de Lacoste. Yo estuve ahí 20 minutos.  Fui partícipe pero yo no organicé nada. Yo he ido ahí porque he querido pero no porque nadie me haya dicho nada y ni siquiera iba a ir. Soy al que más le están metiendo y el que menos ha hecho. Y eso no lo va a cambiar nadie".

Otros encausados han reconocido que esa noche estuvieron en la zona donde se registraron los incidentes. Han llegado a calificar la situación de ese 31 de octubre de "caos y heavy". Han negado su participación, algunos de ellso porque estaban bajo los efectos del alcohol y las drogas, e incluso con problemas psiquiátricos. Y eso sí, han reconocido que cogieron las prendas que habían sido saqueadas de la tienda Lacoste de Doctores Castroviejo, porque estaban en la calle.

Todos ellos han asegurado no conocerse entre sí. La única mujer acusada por estos disturbios es una camarera que asegura acudió a la manifestación en protesta por el cierre de la hostelería. Una protesta que inicialmente iba a ser tranquila y que acabó muy agresiva. Ha cambiado algo su declaración inicial en comisaría y ha discrepado con el fiscal respecto a su actuación esa noche a la vista de unos videos. "Entonces en ese momento sí que me veo involucrada en una batalla, en un montón de gente que están agrediendo a la policía. Protestan de una manera más agresiva contra los agentes de la autoridad", ha explicado antes de añadir que "hubo una estampida de gente entre la que yo me involucro, termino en el bando equivocado. Sí que le pido a la gente que me acompaña en ese momento que vayamos a por la gente que está atacando a la policía".

La fiscalía pide un total de 77 años de cárcel y una indemnización de 63 mil euros por los destrozos ocasionados al mobiliario urbano y algunos establecimientos. Las defensas piden la libre absolución. El juicio se reanuda mañana martes.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad