Domingo, 05 de Diciembre de 2021

Otras localidades

Liga Femenina Baloncesto

Embutidos Pajariel Bembibre refuerza su juego interior

La pívot Cherin Miller y la ala pívot rumana Teodora Neagu completan la plantilla berciana.

Aunque ha costado, Embutidos Pajariel Bembibre ya tiene la jugadora que reforzará el juego interior tras la baja por problemas físicos de Bionca Dunham. Se trata de Cherin (prefiere este nombre a Britany) Miller, una contrastada pívot estadounidense de 34 años y 192 centímetros de altura que ha vuelto a jugar después de un año de inactividad en el Cesme Basketbol Izmir, en la TKBL –segunda categoría del baloncesto turco–, donde disputó cuatro encuentros. Aunque ahora trabajará a las órdenes de Pepe Vázquez, vuelve ocho años después al cuadro berciano, con el que se estrenó en la Liga Femenina Endesa en la primera campaña del club en la máxima categoría.

Con una fugaz experiencia en la WNBA en 2009 con las Detroit Shock, la jugadora nacida en New York atesora una larga trayectoria en el baloncesto europeo y gran experiencia en la Liga Femenina Endesa, en la que ha participado en 96 partidos y en la que podrá volver a jugar este jueves frente a SPAR Gran Canaria. Debutó en la máxima categoría del básquet femenino español en la 2012-2013, la única que estuvo en la escuadra del Bierzo Alto. En ella, pese a no acumular unos números deslumbrantes, sí que tuvo un papel determinante en algunos de los cinco triunfos que cosechó el equipo dirigido entonces por Chiqui Barros.

Amplia experiencia en España y Europa

Su primera experiencia en España, no obstante, se produjo en la 2009-2010 y también con el propio Barros en las filas del Universitario de Ferrol, aunque en este caso en la segunda categoría. Tras su paso por Bembibre, se fue a Gernika, donde estuvo dos campañas y logró el ascenso a la Liga Femenina Endesa en 2014. Tras esa segunda experiencia en la máxima categoría, en 2015 volvió a coincidir con el técnico ferrolano en la Universidad Tecnológica Equinoccial (UTE) de Ecuador, conjunto al que regresó en 2018 tras acabar esa temporada en el Durán Maquinaria Ensino e iniciarla en el Satu Mare rumano.

En ese 2018 inició su última etapa en España, en este caso en Lugo, donde permaneció hasta 2020 y llegó a disputar la Copa de la Reina. Al principio del pasado curso, pese a haber renovado su contrato, dejó el cuadro ensinista por problemas familiares relacionados con la COVID-19 y recientemente firmó por el Cesme Basketbol Izmir. En el equipo turco disputó cuatro partidos, en los que promedió más de 13 puntos y más de 9 rebotes. También tuvo una breve experiencia durante la temporada 2015-2016 con el Mann-Filter Zaragoza, aunque acabó fichando por el Madeira portugués antes de irse al Hapoel Zichron de Israel.

Miller se formó en la Universidad de Florida State, donde firmó una gran carrera y acabó siendo elegida en el Draft de la WNBA en 2009 después de vivir durante la campaña 2008-2009 su primera experiencia overseas en República Checa con el Brno. En la siguiente, tras no empezar la temporada con el Mondeville francés, se estrenó en el baloncesto español en Ferrol, donde ya coincidió con Marta Tudanca. Antes de firmar por la entidad de la villa del Boeza para volver a jugar con la alero vitoriana, pasó por el Lupa Promotion Novi Zagreb croata en la 2010-2011 y el Basket Calais de la segunda categoría gala en la 2011-2012.

Pepe Vázquez: “Es una jugadora con unas características que no teníamos”

Sobre su regreso a Bembibre, Miller asegura que “pisar esta pista de nuevo es genial. Mis recuerdos aquí son especiales”, reconoce la neoyorquina, que admite que ha cambiado mucho como jugadora en estos ocho años “después de superar muchos desafíos y conocer y jugar con algunas grandes jugadoras. Esos recuerdos me cambiaron no sólo como jugadora, sino como persona, y estoy agradecida por esta nueva oportunidad”, remacha.

Sobre su rol, Miller espera ser “una líder capaz de resaltar las cualidades y el talento de mis compañeras, pero sobre todo para crecer. Es importante tener la confianza del resto, ser un ejemplo”, enfatiza la pívot americana, que añade que “he colocado a Dios como parte importante en mi vida. Por ello he mejorado mi mentalidad”, explica la estadounidense, que asegura que “he construido unos hábitos para mejorar y crecer como jugadora”.

Por su parte, el técnico del conjunto berciano, Pepe Vázquez, se muestra “contento por este fichaje, porque es una jugadora con unas características que no teníamos, una 5 pura que juega de espaldas al aro, grande, con capacidad para rebotear y jugar el pick and roll. Es un perfil de jugadora que no hemos tenido en los últimos años”, insiste el míster gallego, que recuerda que Miller “es una jugadora que conoce el club y el pueblo. Ha hecho mucha carrera en España, por lo que su adaptación a la Liga Femenina Endesa será rápida”, argumenta el preparador gallego, que añade que “es una jugadora veterana que va a aportar experiencia en un equipo joven. Tener esa referencia es importante”, concluye.

La jugadora rumana Teodora Neagu se incorpora al Embutidos Pajariel Bembibre para acabar la temporada 2021-2022. Se trata de una ala-pívot de 25 años y 182 centímetros de estatura que llega al conjunto berciano para cubrir la reciente baja de Carolina Arfinengo. Internacional absoluta, Neagu, que podría debutar este jueves si recibe el transfer internacional, se desvinculó recientemente del Sepsi SIC Sfântu Gheorghe, vigente campeón de la Liga de Rumanía, con el que participó en la Eurocup.

Neagu, por tanto, llega al cuadro berciano tras este fugaz regreso al Sepsi, donde coincidió con la exjugadora del Embutidos Pajariel Bembibre Jovana Pašić y otras con pasado en el baloncesto femenino español como Marina Bas y Maja Miljkovic. Allí, aparte de una limitada participación en dos partidos en la segunda competición continental, promedió más de 3 puntos y 2 rebotes con una media de más de 11 minutos en el campeonato doméstico. Ya había militado en la temporada 2017-2018 en este equipo, con el que ya debutó entonces en la Eurocup y fue ese mismo año campeona de Liga y Copa en Rumanía.

Internacional y con larga trayectoria en su país

Posteriormente pasó por el ICIM Arad, donde jugó media campaña antes de irse al Targoviste. Tras la temporada 2018-2019 regresó al Cluj Napoca, equipo en el que había iniciado su trayectoria profesional en 2014, con apenas 18 años, y en el que permaneció en esta primera etapa hasta 2017. En este periodo, además, coincidió con otras dos exjugadoras del conjunto berciano, Shanece McKinney y Chelsea Davis, y otra más, Dajana Butulija, con pasado en la Liga Femenina Endesa. Tras su segunda etapa en este club, pasó por el Satu Mare, donde coincidió con Claudia Cuic (antes Claudia Pop) y Erica Covile, también conocidas en el baloncesto femenino español.

Internacional absoluta, formó parte del combinado rumano durante la última ventana FIBA. Aunque disputó el primer duelo ante Islandia, abandonó la concentración para unirse a los entrenamientos del Embutidos Pajariel Bembibre antes de que su selección se enfrentara el pasado domingo a España en Almería. Participó en campeonatos internacionales con la selección U23 de 3×3 y disputó hasta cuatro certámenes continentales en categorías de formación, concretamente, en las categorías U16, U18 y los dos últimos en la U20. En 2019 participó, además, en la Universiada celebrada en la ciudad italiana de Nápoles.

“Siempre transmito buena energía y trato de ayudar a mis compañeras”

De cara a esta nueva experiencia, Neagu la asume como un reto: “Me preparo para una liga muy competitiva contra equipos poderosos y un tipo de baloncesto diferente. Espero que cada entrenamiento y cada partido sean un desafío”, resalta la jugadora de Galati, contenta con la primera toma de contacto con el club: “Se aseguraron de que todo estuviera listo para mi llegada y me ayudaron mucho, especialmente con el viaje. Me gusta la forma de trabajar y parece un equipo muy organizado dentro y fuera de la cancha”, resume.

En cuanto a su estilo de juego, la nueva ala-pívot del conjunto del Bierzo Alto se describe como “el tipo de jugadora que pone mucho esfuerzo en la cancha, especialmente cuando se trata de defender. Una buena defensa hace más fácil atacar y me da un impulso de confianza”, argumenta la jugadora rumana, que se ve como una buena compañera: “Siempre transmito buena energía y trato de ayudar a mis compañeras dentro y fuera de la cancha. Creo que así es como se establecen las relaciones en el baloncesto”, apostilla.

“Viene a cubrir una carencia que hemos tenido desde la pretemporada”

Por su parte, el técnico del Embutidos Pajariel Bembibre, Pepe Vázquez, está “satisfecho” por el fichaje porque “viene a cubrir una carencia que hemos tenido desde la pretemporada por las lesiones, retrasos, ausencias, bajas y demás. Al fin podremos ser once jugadoras y subirá el nivel de los entrenamientos y la competitividad”, subraya el entrenador gallego, que cree que esta incorporación “ayudará en la rotación porque Tina Jakovina, aunque pueda ayudar puntualmente en la posición de 4, podrá jugar en su posición natural”.

Además, añade el preparador de Santiago de Compostela que Neagu “completa el juego interior en el mismo rol que cumplía Carolina Arfinengo. Es una 4 que juega abierta, con buena mano y que puede jugar el uno contra uno tirando el balón al suelo” analiza el adiestrador del cuadro bembibrense, que añade que “tiene espíritu de lucha, sacrificio y capacidad para defender por su intensidad, lo que ayudará en el día a día y en los partidos”.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?