Hoy por Hoy AlbaceteHoy por Hoy Albacete
Opinión

¿Para qué educamos?

La firma de María José Aguilar Idáñez, Catedrática de Trabajo Social y Servicios Sociales de la Universidad de Castilla-La Mancha

Cadena SER

Albacete

Hoy es el Día Internacional de la Educación. Según la UNESCO, este día celebramos el papel clave que tiene esta profesión en conseguir la paz y el desarrollo de las naciones. El lema que la UNESCO ha elegido para este día de 2022 es "Cambiar el rumbo, transformar la educación", con el que nos invita a reflexionar sobre los cambios que hay que hacer para que la educación sea universal y de calidad. Se quiere generar debate acerca de cómo fortalecer la educación como bien público y común, cómo dirigir la transformación digital para que las tecnologías lleguen a todos, cómo apoyar a los docentes y darles las herramientas que necesitan, cómo ayudar y proteger el planeta y cómo hacer del mundo un lugar mejor.

La pregunta clave para pensar y responder es esta: ¿Para qué educamos?

Carlos Serantes, profesor de instituto, nos responde así:

"Un docente educa para ayuda a sacar el máximo partido a la vida de sus estudiantes. Para contribuir a que sean felices, reflexivos, autocríticos, cultos, buenas personas.

Para que tengan un buen futuro y un buen presente, para que cuiden del planeta.

Para que implementen lo aprendido y entiendan la bonita responsabilidad que es responsabilizarse de su propia vida".

Un docente, como el resto de los seres humanos, no vive más de una vida, pero puede influir en miles de ellas.

Por eso debemos educar para que el alumnado se convierta en ciudadanos/as responsables, para que puedan aportar valor con su talento y colaboren en la tarea de mejorar el mundo. Debemos educar para que siempre haya un gracias al final de cada éxito, para que reconocer los errores sea propio de líderes, para que siempre haya respeto, a pesar de las diferencias. Solo con educación podemos llevar el progreso más allá de las aulas.

Para construir un futuro de paz y desarrollo humano pleno, las docentes tenemos que ayudar a nuestro alumnado a adquirir y desarrollar la competencia crítica-reflexiva, competencias emocionales, la competencia investigadora y las competencias sociales.

En la universidad, que es donde yo soy docente, deberíamos cuestionar y reflexionar, serena y críticamente, sobre nuestra labor docente. Porque la sensación de estar cada vez más ocupados y preocupados por el cumplimiento de los buro-procedimientos, que por la tarea de educar, es algo que debería preocuparnos. Como docentes y como sociedad.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad