Sociedad

Un informe alerta de que la iglesia del 3 de marzo tiene "riesgo de colapso" y "peligro de desprendimiento"

Un estudio técnico encargado por el Gobierno Vasco sobre el estado de la parroquia de San Francisco en Vitoria calcula en 1,2 millones de euros la inversión necesaria para arreglar los numerosos desperfectos en el templo

Iglesia de San Fracisco de Asís

Vitoria-Gasteiz

La Parroquia de San Francisco del barrio de Zaramaga de Vitoria en la que se ubicará el Memorial del 3 de marzo está en mal estado. Peor de lo que se pensaba. Según un estudio encargado por el Instituto Gogora del Gobierno vasco al que ha tenido acceso la CADENA SER, el edificio presenta "riesgo de colapso" y "peligro de desprendimiento" si no se interviene sobre las numerosas deficiencias. Antes de plantear el futuro del edificio como un memorial "serán necesarias una serie de intervenciones que pongan en valor el edificio y lo restituyan a un estado de conservación óptimo". La reforma ascendería a 1.229.575 euros.

En este sentido, EH Bildu ha exigido al Gobierno Vasco que se "integre en la dotación de la Fundación del Memorial los 600.000 euros que EH Bildu acordó con el Gobierno de Madrid en la negociación presupuestaria de 2023, para financiar en parte el arreglo del edificio". El parlamentario Mikel Otero señaló este lunes que "el abandono y la dejadez por parte de su propietario en los últimos años deja en evidencia que se debe abordar una seria reforma estructural". La iglesia será cedida por parte del obispado a la Fundación del Memorial.

Desperfectos del edificio

Según el documento, los desperfectos más relevantes afectan a la zona exterior del edificio. La cubierta de pizarra presenta una "infinidad de roturas y desplazamientos" y su estado es "bastante precario" por la falta de mantenimiento. En cuanto a los canalones, los pilares metálicos rojos que soportan el edificio, su material está muy erosionado y, al tratarse de un elemento estructural, su deterioro provocaría un "riesgo de colapso".

Zona con importante erosión en la placa de apoyo del pilar

Otra de las zonas problemáticas es la armadura de hormigón situada en el acceso trasero de iglesia. Se trata de una estructura de hierro recubierta de hormigón que, por estar expuesta, se ha ido oxidando. Así, el hormigón presenta numerosas roturas que podrían dar lugar a desprendimientos en la vía pública o en el acceso a la iglesia.

Armadura vista en placa de forjado o cubierta

El mantenimiento de la zona ajardinada que rodea la parroquia, delimitada de la vía pública por una valla, también es inadecuado. La falta de mantenimiento ha provocado el crecimiento de maleza que, junto a la humedad, pueden "afectar y debilitar el material estructural" de la parroquia.

Zonas del zócalo de hormigón afectadas por la sedimentación y la humedad

Asimismo, el inmueble no cumple con la actual normativa contra incendios y presenta varios problemas de accesibilidad.

Actuaciones que se plantean

Entre las actuaciones que propone el documento, se encuentran el cerramiento de las cubiertas y fachadas de pizarra, la restauración completa de los canalones y la eliminación de la valla que delimita la zona ajardinada para que el servicio de jardinería del Ayuntamiento de Vitoria se encargue de su mantenimiento.

Recuperación de la imagen inicial

Actualmente, la Iglesia de San Francisco de Asis cuenta con dos muros de hormigón que delimitan la zona central y que no formaban parte del proyecto inicial de Peña Ganchegui, sino que se incluyeron en una intervención posterior. Los arquitectos encargados del informe abogan por la eliminación de estos muros para recuperar "la imagen primitiva del proyecto y con ello un espacio diáfano y con un aporte de luz perimetral".

Proyecto inicial sin muros (arriba) y proyecto actual con muros (abajo) de la Iglesia de San Francisco de Asis

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00