Sociedad

El incumplimiento de la hora de cierre en los locales de juego conllevará multas de hasta 30.000 euros

La medida forma parte del decreto ley aprobado por el Consejo de Gobierno que endurece las sanciones a este tipo de establecimientos

El debate sobre las casas de juego y apuestas / Cadena SER

Murcia

Los locales de juego y casas de apuestas que no cumplan con los horarios de apertura y cierre establecidos se enfrentarán a multas de hasta 30.000 euros y a cierres temporales de hasta un año, según la nueva normativa autonómica sobre espectáculos y actividades recreativas, que eleva a la categoría de graves ese tipo de infracciones para estos locales.

El Consejo de Gobierno ha aprobado este jueves un Decreto-Ley de medidas urgentes en materia de régimen sancionador de establecimientos públicos, espectáculos públicos y actividades recreativas ocasionales o extraordinarias que endurece las condiciones para esas casas de apuestas al tratarse de una actividad “especialmente sensible”, según ha indicado en rueda de prensa el consejero de Presidencia, Cultura y Turismo, Marcos Ortuño.

Así, superar los horarios permitidos será para ese tipo de locales una infracción grave, mientras que se considera leve en el resto de los supuestos. Otras infracciones que se consideran graves, según este decreto, son la celebración de espectáculos sin contar con autorización, incumpliendo los términos de la misma o superando los aforos permitidos.

Esas mismas infracciones se consideran muy graves si, a consecuencia de las mismas se pone en peligro grave la seguridad y la salud de las personas o se causa un daño grave al medio ambiente. Se tipifica también como muy grave la carencia o falta de vigencia del contrato de seguro de responsabilidad civil y los comportamientos que puedan producir alteraciones del orden o crear situaciones de peligro.

Entre las infracciones leves, además de incumplir los horarios en el caso de locales que no sean de juego, se incluyen la falta de respeto de los organizadores y empleados al público y viceversa, la falta de cartelería obligatoria por ley, o la falta de limpieza e higiene en las instalaciones.

El decreto prevé multas de 300 a 1.500 euros para las infracciones leves, de 1.501 a 30.000 euros para las graves y de 30.001 a 300.000 euros para las muy graves, además de la suspensión de licencias o cierre de locales por un año en el caso de infracciones graves y por tres años para las muy graves.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad