Política

Educación abandona la Mesa de trabajo del Ministerio sobre la nueva EBAU

La Consejería es partidaria de mantener pruebas por materias en lugar de la prueba general de madurez que propone el Ministerio

MURCIA, 06/06/2022.- Una docena de sedes repartidas por la Región de Murcia acogen las pruebas de la Evaluación del Bachillerato para el Acceso a la Universidad 2022 (EBAU), que comienzan este lunes para 7.428 estudiantes que realizarán la fase general, a los que se les sumarán otros 1.024 inscritos en la fase voluntaria.EFE/Marcial Guillén / Marcial Guillén EFE

Murcia

La Consejería de Educación ha abandonado la mesa técnica de trabajo convocada por el Ministerio de Educación y Formación Profesional para trabajar en la nueva prueba de acceso a la universidad que se está diseñando. La Consejería ha tomado esta decisión, de manera conjunta con otras comunidades autónomas, ya que no han sido atendidas ninguna de las reivindicaciones propuestas.

La consejera de Educación, María Isabel Campuzano, señaló que “el Ministerio de Educación y Formación Profesional pretende imponer una nueva EBAU basada en una prueba de madurez que no compartimos y que ha recibido multitud de críticas procedentes de diferentes organizaciones e instituciones de acreditado prestigio en el ámbito académico”, como las de la Real Academia de la Lengua (RAE), la Red Española de Filosofía o los coordinadores del examen de Lengua Castellana y Literatura que, además, solicitan la retirada del borrador elaborado. En este sentido, la Consejería de Educación se muestra partidaria de no implantar la prueba general de madurez que el Ministerio pretende aplicar en el curso 2027-2028 y de mantener la estructura actual de pruebas por materias.

La Consejería ha participado siempre con espíritu constructivo en las reuniones convocadas por el Ministerio para tratar la nueva prueba de acceso a la universidad. El Ministerio de Educación quiere una prueba centrada en un ejercicio general de madurez (con una ponderación del 60 por ciento), en el que se incluirán todas las materias lingüísticas, Historia de España e Historia de la Filosofía; además de un ejercicio sobre la materia de modalidad elegida por el alumno (que supondrá el 40 por ciento restante).

“Si esta iniciativa del Gobierno prospera aumentarán las desigualdades en el acceso a la universidad entre los estudiantes, simplemente por el hecho de residir en una comunidad autónoma u otra, por su difícil objetivación y más complicada homologación”, destacó la titular de Educación.

A día de hoy, no han sido atendidas ninguna de las reivindicaciones planteadas por esta Consejería y otras al respecto. Por este motivo, Educación ha decidido que es el momento de abandonar esta serie de reuniones que únicamente pretenden imponer una nueva EBAU, que la Consejería no comparte y que ha recibido multitud de críticas.

Asimismo, Campuzano aseguró que “en las últimas semanas, hemos visto en los medios de comunicación cómo el Ministerio de Educación ha intentado vender la idea de que se está trabajando de manera conjunta con las comunidades autónomas en una nueva EBAU cuando la realidad es muy distinta”.

La Consejería de Educación considera que el nuevo modelo de EBAU no avanza en la definición de unas pruebas más homogéneas a nivel estatal que garanticen una igualdad real de todos los aspirantes en su acceso a la universidad, ya que España sí cuenta con un distrito universitario único. La consejera afirmó que “la Región de Murcia no puede estar de acuerdo con una prueba de madurez que implica una rebaja de la exigencia para el alumnado y que mermará la preparación de los estudiantes universitarios y, por tanto, de los profesionales del futuro”.

A juicio de la Consejería de Educación, el nuevo modelo de EBAU que pretende implantar el Ministerio basado en una prueba de madurez con pruebas abiertas y respuestas diversas implicará una disminución de la objetividad de la calificación de los ejercicios y una dificultad añadida para compartir los mismos criterios de corrección en todas las comunidades autónomas.

Por otra parte, la Consejería de Educación considera que la aprobación de la LOMLOE ha sido un retroceso a la hora de evaluar los conocimientos, implantando unos currículos complejos e indeterminados, como ya advirtieron el Consejo Escolar del Estado y el Consejo de Estado. Campuzano señaló que el desarrollo curricular de la LOMLOE se caracteriza por “unos currículos estatales que muestran una grave falta de contenidos y que además están impregnados de ideología en cada una de las etapas educativas”.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad