SER Deportivos Región de MurciaSER Deportivos Región de Murcia
Baloncesto

El UCAM Murcia CB hace los deberes en Bosnia

Los universitarios derrotaron al Igokea en la Basketball Champions League (63-79)

Sant-Roos con el balón / BCL

Murcia

Partido de la BCL para el UCAM Murcia CB en Bosnia. Los universitarios jugaron ante Igokea en una cita donde a los murcianos les costó casi un cuarto entrar al encuentro. Defensa con una marcha por debajo de lo habitual y donde los locales aprovecharon esa debilidad. A pesar de todo, Ennis quiso poner la salsa en ataque y Sant Roos fue activo en los robos. En la dirección, Caupain no anduvo fino y desde el interior sufrió mucho en los primeros 6-7 minutos.

Afortunadamente, cuando Sito pidió tiempo muerto, el UCAM cambió de aires. Empezaron a caer triples por doquier con la firma de Hakanson. También sumó Kurucs, siendo clave en las transiciones y como último hombre para los puntos. La subida de revoluciones fue demasiado para Igokea, que vio como de un parcial favorable, los visitantes dieron la vuelta al luminoso. A estos nombres hay que sumar el de Jelinek, que a base de muñeca y perímetro destrozó a los bosnios (21-17).

De esa escalada de puntos, la realidad fue palpable en el 2Q. El propio Jelinek se gustó siendo el hombre en pista más diferencial, además Igokea fue borrándose del encuentro y en la rotación Diagne fue poderoso. No pudieron hacer nada los locales, donde Sant-Roos hizo ya cuatro robos antes de la bocina del descanso y la distancia provocó que el choque se rompiera (32-50).

En el 3Q regresó Caupain a pista. Coincidió con un momento de bajón de los murcianos, donde mantuvo las defensas, pero la dirección de ataque fue intermitente. Ennis salvó los muebles con robo inesperado y un mate. A pesar de la distancia en el luminoso, la defensa era la seña que no podía perderse y ahí no dudó el equipo del Segura. La baja producción de puntos, al menos, pasó desapercibida por la intensidad en retaguardia hasta el ecuador. Afortunadamente, los de Murcia se repusieron y entre Ennis y Hakanson regresó la alegría de cara al aro (49-66).

En el último cuarto, el UCAM se quedó sin Kurucs porque fue eliminado por faltas. Sant-Roos salió en su puesto, algo que dio continuidad a la intensidad arriba. Hakanson también le dio vistosidad al juego de ataque de los universitarios que, inevitablemente, tuvieron momentos de más relajación con 20 puntos arriba. Con todo, el que más destacó en la parcela de atrás fue Sant-Roos para unos buenos minutos.

El gran debe del 4Q no fue otro que un Igokea que no estaba dispuesto a morir a cualquier precio. Tuvieron los universitarios ocasiones hasta el ecuador de cerrar el partido, pero los locales apretaron poniendo un 59-72. Era el momento de parar el partido, con un parcial de 10-6 hasta el momento y con el UCAM que necesitaba algo de oxígeno. El bonus de los bosnios fue, sin duda, el mejor aliado hasta el final (63-79).

Rubén González

Rubén González

Periodista en la Cadena SER Región de Murcia. Me escuchas en SER Deportivos Región de Murcia.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00