Hoy por HoyHoy por Hoy
Sociedad

Una empleada de hogar: "Me despidieron por quedarme embarazada y no tenía derecho a paro"

Las empleadas del hogar tendrán derecho a paro y más protección frente al despido con el decreto aprobado esta semana por el Consejo de Ministros para mejorar sus condiciones laborales. Incluye también bonificaciones para reducir el coste de la cotización a los empleadores

Una empleada de hogar: "Me despidieron por quedarme embarazada y no tenía derecho a paro"

Una empleada de hogar: "Me despidieron por quedarme embarazada y no tenía derecho a paro"

02:11

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1662538929_348_cut/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Madrid

A la misma hora que en la SER estabamos contando la noticia de que el Consejo de Ministros había aprobado el subsidio para empleadas del hogar como una "norma transversal, inclusiva y feminista", recorríamos las calles buscando voces de mujeres que, a esa hora, entraran en sus trabajo para ponerle cara a las personas a las que afecta.

Y ocurrió que, en esa búsqueda, encontramos a una mujer, limpiando en un portal y con la radio puesta. Esta mujer nos contó que se acababa de enterar de los cambios. "Acabo de escuchar la noticia. Va a ser un alivio para gente como yo", nos confesó con mucho optimismo.

Habla de un alivio porque los cambios que introduce la ley la habrían protegido hace unos meses en una historia personal y profesional que se atreve a contarnos pidiendo que no desvelemos su nombre, ni que es vecina de una población madrileña que prefiere no decir para que no la reconozcan sus antiguos empleadores.

Su historia nos lleva a hace cuatro años. Ella trabajaba en una casa en la periferia de la capital. Atendía, casi veinticuatro horas al día, a la abuela de una familia. "Vivía con ella, la paseaba, le hacía la comida y hasta dormíamos juntas", explica. "La quería mucho y ya éramos casi de la familia pero era un trabajo muy exigente", añade, "a veces pensaba que me iba a estallar la cabeza del estress".

Un día supo que estaba embarazada. Se lo contó, "pensando que no habría ningún problema", al hijo de la mujer, su empleador. Al día siguiente la despidieron. "Me dijeron que iba a tener que estar de médicos y no iba a poder hacer bien mi trabajo", asegura.

Se quedó en la calle, embarazada, "con el sueldo del padre que era muy poco", y sin derecho a paro.

Ahora trabaja en otro sitio donde la tratan "muy bien y con mucho respeto", explica. Le preguntamos cómo habría sido su vida si hubiera estado la nueva norma que garantiza el derecho al paro: "habría vivido mucho más tranquila, con menos miedo a no tener qué darle de comer a mi familia".

Su historia es la de 400.000 personas -casi siempre mujeres- que no tenían derecho a paro en España. Mucha gente mira con recelo la nueva legislación y teme que se mantenga o, incluso, se incremente la economia sumergida pero ella cree que, "si se hacen las cosas bien, será un alivio enorme".

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad