A vivir que son dos díasA Vivir a las 10
Sociedad

Luis Rojas Marcos: "El optimismo y la esperanza son herramientas que lo pueden todo"

Charlamos con uno de nuestros psiquiatras más internacionales, autor de ‘Estar bien, aquí y ahora’

¿Qué significa estar bien? ¿Por qué habitualmente no lo estamos?

¿Qué significa estar bien? ¿Por qué habitualmente no lo estamos?

28:17

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1664701376449/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Madrid

La conversación nos ayuda a ser más felices, es una herramienta indispensable para lograr bienestar. Compartiendo nuestras inquietudes o problemas cotidianos, aunque sean menores, organizamos nuestros pensamientos, nos abrimos al apoyo solidario y a la empatía. Conversar es una actividad fundamental para mantener un estado de ánimo positivo, de hecho las personas comunicativas que se enfrentan a situaciones difíciles experimentan menos alteraciones cardíacas y menor presión arterial. Por cierto, las palabras habladas son un alimento vital para las mujeres. Son muchos los estudios que revelan que ellas son, en general, más extrovertidas y comunicativas que los hombres, articulan al día entre diez y quince mil palabras más que ellos y esto influye en su esperanza de vida ya de por sí superior a la de los hombres: “No puedo resistirme a concluir que las mujeres viven más porque hablan más. Hablar es una de las cosas más sanas del mundo”, afirma nuestro invitado.

Luis Rojas Marcos ha pasado por A Vivir para “conversar” sobre su último libro, 'Estar bien, aquí y ahora', publicado por Harper Collins, en el que ofrece una serie de recetas que recomienda practicar para alimentar nuestra satisfacción con la vida cotidiana. "A lo largo de toda mi trayectoria personal y profesional, he comprobado que para sentirnos bien y vivir con ilusión en todo tipo de circunstancias adversas es esencial localizar el centro de control dentro de nosotros mismos y confiar en nuestras capacidades ejecutivas para estimular la resistencia y, sobre todo, la esperanza activa. Son muchas las personas que superan rachas muy duras y en su lucha descubren cualidades que desconocían y experimentan cambios favorables". Un manual que pretende ayudarnos a reconocer o identificar elementos de nuestra forma de ser y de nuestro entorno que pueden proporcionarnos una vida más saludable y completa porque el bienestar es algo a lo que todos aspiramos y que podemos conseguir.

Otro ingrediente que ofrece en este recetario es el optimismo: “El optimista vive más y vive mejor. La fuerza del optimismo es enorme”, afirma. Pensar en positivo nos ayuda a gestionar mejor los desafíos que nos plantea la vida. Está demostrado que antes de tomar decisiones importantes las personas de alto optimismo sopesan tanto los aspectos favorables como los negativos (mientras que las de bajo optimismo solo consideran estos últimos), tienden a considerar posible lo que desean y confían en su capacidad para alcanzar las metas que se proponen. El optimismo es algo que podemos trabajar y cultivar, cualquiera que se lo proponga puede lograrlo.

Perdonar, ejercitar el sentido del humor o ejercer la solidaridad, por ejemplo, son algunos otros ingredientes que este psiquiatra receta. En los últimos cincuenta años la medicina del bienestar, que va más allá de diagnosticar y curar enfermedades, ha tomado fuerza y está contribuyendo de manera significativa a mejorar nuestra calidad de vida y a hacernos más resistentes ante las adversidades. Dentro de ella la Psicología Positiva cobra cada día más importancia. Esta rama de la Psicología estudia los rasgos del carácter y los aspectos que nos ayudan a promover nuestra satisfacción con la vida en general por ello es tan importante entrenar esos componentes saludables que llevamos dentro: “Tomar el timón de nuestro centro de control y utilizar nuestras facultades para estimular la capacidad de adaptación y la esperanza que nos animan a seguir adelante pese a las adversidades.” En estos tiempos convulsos en los que el futuro se presenta tan incierto bucear dentro de nosotros mismos para encontrar esas herramientas se convierte en una cuestión urgente. La vida es una aventura que merece la pena y encontrar nuestra felicidad y la de los demás es más necesario que nunca.

Luis Rojas Marcos nació en Sevilla en 1943 y se licenció como médico en esa ciudad. En 1968 se trasladó a Nueva York para estudiar Psiquiatría. Tras más de cincuenta años en Estados Unidos, país en el que reside actualmente, sus trabajos de investigación le han convertido en un referente para psiquiatras y psicólogos de todo el mundo. En 1992 fue nombrado máximo responsable de los Servicios de Salud Mental de Nueva York. Los atentados contra las Torres Gemelas, el 11 de septiembre de 2001, marcaron su vida profesional ya que se encargó de dirigir los equipos que prestaron atención médica y psicológica a las víctimas y a sus familiares. De 2012 a 2021 fue director ejecutivo de la organización Médicos Afiliados de Nueva York compuesta por más de 4.000 profesionales que prestan sus servicios en hospitales públicos y en centros penitenciarios. Actualmente, compagina su labor docente como profesor titular de Psiquiatría en la Universidad de Nueva York con la publicación de numerosos artículos y libros.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad