Carrusel DeportivoCarrusel Deportivo
Fútbol

El Barça se diluye frente al Inter y se complica su supervivencia en Champions

Un gol de Hakan Çalhanoglu y un arbitraje polémico devuelven a los fantasmas de la Europa League a un Barcelona que necesita reaccionar

Hakan Çalhanoglu celebra su gol en el Giuseppe Meazza / Emilio Andreoli

El Barcelona se diluye en Europa. Los fantasmas de la Liga de Campeones vuelven asomarse por Can Barça después de una derrota en Milán (1-0) frente al Inter gracias a un zapatazo de Çalhanoglu desde fuera del área justamente antes del descanso. Las cuentas, con dos derrotas, se complican para los de Xavi que deben vencer sí o sí a los italianos en el Camp Nou en el próximo partido. Si pierden estarán fuera de esta edición de la Liga de Campeones. Puedes ver los mejores momentos del partido en Astv.

Un Inter en horas bajas con un Simone Inzaghi cuestionado por la mala racha en las últimas jornadas de la Serie A recibía a un FC Barcelona con muchos brotes verdes y estrenando su reciente liderato en la Liga tras el pinchazo del Real Madrid ante Osasuna. No obstante, el revés les llegó a los culés justamente en competición europea. Su derrota frente al Bayern de Múnich en la pasada jornada provocó sentimientos encontrados: buena imagen en el juego y la contundencia germana dejando en evidencia una vez más la fragilidad en Europa del Barça.

Más información

Con la obligación de un resultado positivo para el Barça con el objetivo de seguir luchando por la primera posición del grupo, los de Xavi debían dar un golpe sobre la mesa y sumar tres puntos obligados después de la goleada del Bayern frente al Viktoria Plzen. Con defensa de tres y un planteamiento ofensivo, Xavi iba a por todo en San Siro.

La polémica apareció hasta en dos ocasiones para erigirse como protagonista en los primeros cuarenta y cinco minutos. Primero, una mano de Eric García pudo ser penalti a favor del Inter, sin embargo, un fuera de juego previo salvó a los de Xavi de pasar por ese mal rato. Pocos minutos después, cerca de la media hora de partido, Correa anotaba el primero del partido con el mismo final: anulado por fuera de juego. Dos bolas de partido que salvaban los culés en el Giuseppe Meazza.

Sin embargo, la fragilidad defensiva y emocional y la poca tensión en los instantes finales de la primera mitad provocó el primer gol del partido. Hakan Çalhanoglu hizo el primero del partido en el descuento de la primera mitad para traer de vuelta a los fantasmas europeos a Can Barça. Un Dembélé errático, aunque era el único que lo intentaba, y un Lewandowski desdibujado y sin balones no invitaban al optimismo para el Barcelona.

La esperanza llegó en forma de gol de Pedri, pero tan rápido llego como se esfumó. El árbitro anuló el tanto por mano de Ansu Fati. Un revés arbitral que se sumó a una expulsión perdonada al goleador del partido después de una entrada durísima a Sergio Busquets. Xavi fuera de sí protestó y se llevó la tarjeta amarilla por parte del colegiado, quien tuvo aún más protagonismo con dos penaltis a favor del Barcelona que no fueron pitados: uno a Lewandowski y uno por mano de Dumfries que ni se chequeó.

El Barcelona diluido como un azucarillo cuando suena el himno de la Liga de Campeones y cuya supervivencia está en el alambre. Si pierden en el Camp Nou frente al Inter de Milán, se quedarán fuera de esta edición de la Champions League y solamente podrían luchar por la Europa League.

Xavi estalla contra el arbitraje

Las críticas contra el arbitraje no se quedaron en el partido. En zona mixta al término del encuentro, Xavi Hernández explotó contra el arbitraje. "Estoy cabreado, es una injusticia lo que hemos vivido. No entendemos nada. Tendría que hablar el que ha pitado. A mí no me lo ha explicado. Es penalti clarísimo", aseguró el técnico de Terrasa en referencia a la mano de Dumfries. También Eric García ha mostrado el mismo sentir que su técnico. "Estamos jodidos por el resultado. El gol duele. Después en la segunda parte con ellos defendiendo y nosotros tratando de atacar, no sé el gol que nos anulan exactamente. Nos explican que si la toca un jugador con la mano de forma involuntaria y marca otro, es gol. Y resulta que no. Es algo que tienen que aclarar. Y la de Dumfries no lo sé, estoy lejos y hay gente que dice que es mano. Tenemos que mejorar e ir a por todas en la vuelta", ha comentado el central azulgrana. El Barça sale de Milán en una situación complicada y desquiciado por el arbitraje.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad