Internacional

Amnistía Internacional avisa de que en España no se respetan todos los derechos fundamentales

El informe anual de la institución destaca al mismo tiempo la aprobación de leyes como la del aborto y en cuanto a la comunidad internacional exige que el mismo respaldo que se ha dado a Ucrania se ofrezca a otros países en conflicto

Manifestación contra la Ley Mordaza en Zaragoza

España es uno de los países del mundo que más ha avanzado en la protección de los derechos sociales, sobre todo de las mujeres, en el año 2022, pero aún así aún hay espacios en los que se vulnera la protección debida de los derechos humanos. Es una de las conclusiones del informe anual de Amnistía Internacional, que dedica un espacio determinado a cada uno de los países del mundo. En el caso de España, el documento cita nuestro país como ejemplo de uno que ha puesto en marcha una ley que ha "consagrado el principio del consentimiento" para prevenir las agresiones sexuales. Destaca también el avance que supone que las chicas de 16 y 17 años no requieran del consentimiento paterno para abortar, así como que el Ministerio de Igualdad haya comenzado a recopilar datos sobre violencia machista cometida por personas que no son la pareja o expareja de la víctima.

En 2022 en España se ha agravado el clima de impunidad y la falta de rendición de cuentas en algunos ámbitos de derechos humanos

—  Informe anual de Amnistía Internacional

Ahora bien, el documento expone una serie de derechos fundamentales que aún no se respetan totalmente en nuestro país. Destaca en primer lugar las "muertes, tortura y expulsiones ilegítimas" de migrantes en la valla de Melilla, así como el uso de la fuerza en ocasiones desmedida en cumplimiento de la Ley Mordaza. También advierte Amnistía sobre la falta de una investigación en profundidad de la gestión de las residencias de ancianos durante la pandemia y de que no se garantizan en su totalidad los derechos a la salud y a la vivienda. "Sólo tenemos un 14% del presupuesto de Sanidad dedicado a la Atención Primaria cuando debería ser un 25% y hemos visto también más de 28.000 desahucios entre enero y septiembre del año pasado", denuncia Esteban Beltrán, director de Amnistía en España.

La guerra de Ucrania ha restado recursos y atención a la crisis climática, a otros conflictos de larga duración y al sufrimiento humano en todo el mundo

—  Agnés Callamard, Secretaria General de Amnistía Internacional

Doble rasero de los países más ricos

El informe de Amnistía Internacional denuncia lo que llama "doble rasero" de los países más poderosos del mundo a la hora de tratar a los países en conflicto. Mientras que destaca como algo positivo la inmediata reacción internacional para acudir a la ayuda de Ucrania, denuncia que no ha actuado de la misma manera para hacer frente a los abusos de otros países como Arabia Saudí, China o Egipto. "Las puertas de la Unión Europea que han permanecido abiertas a personas refugiadas ucranianas que huían de la agresión rusa han seguido cerradas para quienes escapaban de la guerra y la represión en Afganistán y Siria", denuncia el documento. El texto señala además la persecución de disidentes políticos como un problema global, considera que la agresión contra las libertades de expresión y manifestación "alcanzó dimensiones de auténtico derrumbe", recuerda por ejemplo que el pasado año fue en el que más muertos ha habido en Cisjordania en una década y concluye además señalando la falta de una respuesta con la rapidez y la inversión suficientes para hacer frente a los efectos del cambio climático en algunos países ya de por sí especialmente necesitados.

Una mujer se lamenta frente a su casa en llamas en Irpin, Ucrania, en marzo de 2022

El informe hace un repaso por todo el mundo en el que destaca la represión sistemática llevada a cabo por los talibanes desde que han vuelto al poder en Afganistán, la persecución de minorías en China, el incremento de la represión en Corea del Norte, la persecución a defensores de los derechos humanos en Honduras o El Salvador o las devoluciones de migrantes en Grecia. Mención especial merece en el informe la denuncia de las violaciones sistemáticas de las libertades cometidas por Rusia tanto en su invasión en Ucrania como en la represión de opositores en su propio territorio.

Las mujeres, víctimas en todo el mundo

El informe anual de este año expresa de modo específico su preocupación por las violaciones de los derechos de las mujeres en todo el mundo. Destaca que los talibanes han impuesto "restricciones draconianas" que han negado a las mujeres y niñas el derecho a la educación, al trabajo y a su autonomía al tiempo que han proclamado públicamente "la sumisión de la mujer al hombre". Recuerda además el asesinato de la joven Mahsa Amini en Irán por no llevar bien colocado el velo, que ha derivado en meses de protestas lideradas precisamente por las mujeres.

El ansia de los Estados por controlar el cuerpo de las mujeres y las niñas, su sexualidad y su vida deja tras de sí un terrible legado de violencia, opresión y pérdida de potencial

—  Agnés Callamard, Secretaria General de Amnistía Internacional

Ahora bien, los avisos en este ámbito llegan también a países occidentales. Mención especial hace el documento al cambio de legislación que ha eliminado la protección federal del derecho al aborto en Estados Unidos. También hay recordatorios sobre el retroceso de derechos en algunos países europeos como Hungría, Polonia y Eslovaquia, donde se han adoptado medidas para limitar el acceso al aborto o como las nuevas restricciones establecidas para acceder a él en Alemania o los Países Bajos.

Las ONG denuncian las violaciones de derechos humanos en Perú
Antonio Martín

Antonio Martín

Redactor de la sección de Internacional. Se incorporó a la Cadena SER en 2005 y desde entonces ha formado...

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00