Sociedad

Miles de mujeres salen a las calles de todo el país por el 25N para clamar contra la violencia machista

Ana Redondo apela a la "unidad" del feminismo porque dividirse es una "baza" para "Vox y la derecha"

Las feministas salen a la calle para pedir el fin de la violencia de género

Manifestación convocada por la Comisión 8M del movimiento feminista de Madrid entre Atocha y la plaza de Callao con motivo del día internacional para la erradicación de las violencias machistas. / Europa Press

Madrid

Cientos de miles de personas han inundado las calles de las principales ciudades del país en una multitud de manifestaciones que han sido un clamor contra el drama de la violencia machista, como acreditan las cifras: 52 mujeres asesinadas en lo que va de año y 535 denuncias diarias por violencia de género. Unas movilizaciones por el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer que han tenido su epicentro en Madrid, con dos manifestaciones distintas que han escenificado una vez más la división del movimiento feminista, un hecho que alcanza también al gobierno de coalición.

Más información

Las manifestaciones de Madrid han sido las más numerosas, con 2.000 personas en la de la mañana y 7.000 en la de esta tarde, según la Delegación del Gobierno. Con el lema "Contra la violencia contra las mujeres, unidad ciudadana y respuesta institucional", la marcha de la mañana ha señalado a la prostitución, la pornografía y la violencia reproductiva como formas de violencias machistas. Mientras que la de la tarde, que llevó por lema 'Se acabó. Vamos a prenderle fuego al patriarcado', denunció el incremento de feminicidios, el mayor riesgo de violencia que sufren las migrantes o con discapacidad y la necesidad de una educación sexual.

También en Barcelona, alrededor de 6.000 personas han participado en la manifestación, impulsada por la plataforma Noviembre Feminista, encabezada por una pancarta "25N. Prou Violencies Masclistes. S'ha acabat! (25N. Basta de violencias machistas. ¡Se ha acabado!)". El lema de la manifestación hace suyo el ¡Se acabó! proclamado por las jugadoras de la selección femenina de fútbol tras el beso no consentido de Luis Rubiales, entonces presidente de la Federación Española de Fútbol, a la jugadora Jennifer Hermoso.

Una proclama que ha recorrido buen parte de la geografía nacional este sábado, como ha ocurrido en Valencia y también en las principales ciudades de Galicia, Andalucía, Canarias, La Rioja, Castilla la Mancha, Castilla y León, Baleares, Navarra, País Vasco y Asturias. En todos estos lugares, las calles se han llenado de cánticos contras la violencia machista. "Patriarcado y capital, alianza criminal", "Si nos tocan a una, nos tocan a todas", "No son muertas, son asesinadas" o "Se acabó la paciencia, el género es la violencia", "Que no es un caso aislado, que se llama patriarcado". Y de pancartas con mensajes como "Ni un paso atrás" o "Ni una menos, vivas nos queremos" "La pobreza tiene rostro de mujer", y también que "Nos queremos vivas y libres".

Con motivo de "acabar con las violencias machistas en todas sus formas", la exministra de Igualdad, Irene Montero y la ministra de Juventud e Infancia, Sira Rego, la vicepresidenta tercera de la Mesa del Congreso, Esther Gil de Reboleño; la portavoz de Feminismos de Sumar, Elizabeth Duval; y la coordinadora de Programa de la formación, María Eugenia Rodríguez Palop, se han unido a los asistentes a esta manifestación para reivindicar la lucha feminista.

Sira Rego: "La lucha contra la violencia de las mujeres une a todas"

La ministra de Juventud e Infancia, Sira Rego, augura que el movimiento feminista volverá a estar unido porque "la lucha contra la violencia de las mujeres es un elemento que une a todo el movimiento feminista". Así lo ha manifestado en declaraciones a los medios antes de participar en la concentración convocada por la Comisión 8M, que se ha presentado este 25N como "jauría organizada" para defender a "todes" de la violencia al grito de '#SeAcabó'. Sumar ha acudido con una pancarta en la que puede leerse '25N. Es por todas'.

La ministra ha aseverado el compromiso "firme e inquebrantable" del Gobierno para erradicar "todo tipo de violencia contra las mujeres". "Seguimos viendo cifras absolutamente dramáticas, 52 mujeres han sido asesinadas este año. En la última semana, hemos visto una horrible noticia de una nueva violación brutal a una menor", ha lamentado. Unos hechos que, como ha comentado, exige "un gobierno comprometido y firme, ampliando derechos y reforzando la libertad de las mujeres y la erradicación contra la violencia contra las mujeres".

A pesar de los llamamientos a la unidad, el Ejecutivo ha celebrado dividido el 25N, ya que la ministra de Igualdad, Ana Redondo, y varias ministras socialistas han acudido a la marcha convocada por la mañana por el Foro de Madrid, mientras que Rego lo ha hecho a la de la tarde, una manifestación a la que también ha acudido Irene Montero con el anterior equipo ministerial de Igualdad.

Sira Rego en la marcha por el 25N: "La lucha contra la violencia de las mujeres une a todas"

Irene Montero reivindica el compromiso "sin fisuras" con los derechos de todas las mujeres

La exministra de Igualdad Irene Montero ha reivindicado el compromiso sin fisuras con los derechos de todas las mujeres y con el derecho a la libertad y a vidas libres de violencias de todas, "también de las mujeres trans, de las mujeres racializadas, de las mujeres en toda nuestra diversidad". Preguntada por la división del feminismo y las dos marchas convocadas en Madrid, Montero ha asegurado que el grito de las mujeres para acabar con todas las formas de violencias machistas, para vivir vidas libres de violencias machistas, es un grito que "traspasa fronteras, que llena el mundo entero para cambiarlo todo de arriba abajo y tener vidas libres de violencias".

Así, lo ha puesto de manifiesto durante su asistencia a la manifestación convocada por la Comisión 8M y en la que Podemos ha acudido con la pancarta 'Feministas para transformar el mundo'. Junto a la exministra, estaba la exnúmero dos del ministerio, Ángela Rodríguez 'Pam', y la todavía delegada del Gobierno contra la Violencia de Género, Victoria Rosell, así como la portavoz de los 'morados', Isa Serra.

"Nos podemos manifestar de muchas maneras, el movimiento feminista siempre ha tenido debates y eso es parte de su riqueza y lo más importante es que todas asumamos nuestra responsabilidad como sociedad para acabar con todas las formas de violencia contra las mujeres y para vivir vidas libres de violencias machistas", ha insistido mientras a su alrededor coreaban lemas como 'Sí se puede'.

Además, ha advertido de que el silencio es "cómplice" de los agresores y que "se acabó" su silencio, vivir con miedo y estar solas. "Tenemos la obligación de defender el estar sin fisuras y con todas las mujeres, garantizando nuestro derecho a la libertad sexual", ha dicho para reivindicar el derechos de las víctimas a atención psicológica o letrada aunque no denuncien porque "el Estado tiene la obligación de proteger los derechos de todas las mujeres víctimas de violencias machistas".

Igualmente, ha insistido en que todos pueden hacer algo por una mujer víctima de violencia machista. "Ante el más mínimo indicio de violencia no miremos para otro lado, tendamos la mano y llamemos al 016 o al 112 si es una emergencia, porque el silencio es el mayor cómplice de las violencias y de los agresores", ha subrayado.

Irene Montero, gran protagonista de la manifestación alternativa del 25-N

2.000 personas en la primera marcha de Madrid

La primera marcha desde Madrid ha sido convocada por el Foro de Madrid contra la violencia a las mujeres y el Consejo de las Mujeres de Madrid y han acudido un total de 2.000 personas, según la Delegación del Gobierno de Madrid, ha dado comienzo a las 12:00h desde la calle Alcalá y se ha extendido por Gran Vía hasta Plaza España al grito de "no estamos todas, faltan las asesinadas".

Marcha de Foro de Madrid contra la violencia a las mujeres en la capital.

Ana Redondo: "Lo importante es que se escuche alto y fuerte la voz de las mujeres y de todas las personas feministas"

La titular de la cartera de Igualdad, Ana Redondo, que ostenta el cargo desde esta misma semana en sustitución de su predecesora Irene Montero, ha advertido de que "estar divididas es una baza que tiene Vox y la derecha". "Es lo que pretenden, dividirnos, y no podemos caminar por esa senda", ha subrayado.

La ministra ha apelado a la "unidad" del feminismo: "Mi primer mensaje es apelar a la unidad, da lo mismo dónde nos manifestemos, mis hijas saldrán esta tarde en la manifestación en Valladolid y yo estoy aquí con mi partido como tantas otras veces, eso no es lo significativo, lo importante es que se escuche alto y fuerte la voz de las mujeres y de todas las personas feministas", ha manifestado.

También se han unido a la movilización la secretaria de Igualdad del PSOE, Andrea Fernández; la secretaria de Justicia, Relaciones Institucionales y Función Pública, Llanos Castellanos; la secretaria de Política Internacional y Cooperación al Desarrollo, Hana Jalloul; el secretario de Políticas LGTBI, Víctor Gutiérrez; la presidenta del Congreso de los Diputados, Francina Armengol; la exvicepresidenta del Gobierno y diputada socialista, Carmen Calvo, así como de cargos orgánicos e institucionales del PSOE. Por Madrid, también asisten Juan Lobato y Reyes Maroto.

El PP pide unidad y Vox rechaza las leyes de género

Por su parte, el PP ha pedido en un manifiesto recuperar el espíritu de unidad entre partidos políticos en la lucha contra la violencia contra la mujer y ha reclamado al Gobierno que "deje de construir muros" que "en nada benefician a esta lucha".

Mientras, el vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Juan García-Gallardo (Vox), ha afirmado que las "leyes de género" han sido ineficaces en su propósito y, en cambio, han conseguido "destruir la vida a multitud de personas inocentes y dividir a la sociedad".

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00