Internacional

Encuentran con vida al niño británico que desapareció hace seis años en sus vacaciones en España

Alex Batty fue a Marbella en octubre de 2017 con su madre y su abuelo y ha sido encontrado en Francia este miércoles. Se espera que el adolescente regrese al Reino Unido en los próximos días

Alex Batty, el niño británico que desapareció en España en 2017 y ha sido encontrado en Francia.

Madrid

El joven británico de 17 años Alex Batty, ha sido encontrado vivo y en buen estado en la ciudad de Revel, al este de Touluse, según han informado las autoridades francesas y ha adelantado la BBC. El chico de Oldham (Manchester) desapareció en octubre 2017 en España, cuando tenía 11 años, durante sus vacaciones con su madre y su abuelo en Marbella. Se espera que el adolescente regrese al Reino Unido en los próximos días, según la policía británica.

Más información

En el momento de su desaparición, Batty estaba con su madre Melanie Batty, que entonces tenía 37 años, y su abuelo David Batty, de 58. Según publica el diario británico Mirror, los servicios sociales habían retirado la custodia del menor debido a "dificultades domésticas" y era la abuela quien se hacía cargo de él.

Fue la abuela quien dio la voz de alarma al ver que no regresaban de las vacaciones. La principal hipótesis de la investigación fue que los dos adultos se dirigieron hacia Melilla a través del puerto de Málaga tras la desaparición de Batty, ya que en 2014 estuvieron viviendo en una comuna de Marruecos.

Batty estuvo viviendo en una comuna en los Pirineos

El fiscal de Toulouse confirmó este miércoles la identidad del menor, según ha publicado The Oldham Times. La BBC ha publicado que un repartidor vio al niño caminando por una carretera en los Pirineos y que lo recogió. "Batty contó que había estado viviendo en una especie de comuna itinerante. No estaba bajo ninguna obligación, pero dijo que encontraba a su madre un poco rara y decidió que no quería este tipo de vida y por eso decidió irse", contó un periodista local a la BBC.

Además, Batty estuvo caminando durante días por las montañas y le pidió al repartidor que le dejara enviar un mensaje a su abuela para decirle que estaba bien y que quería verla. Aunque la investigación sigue abierta, los servicios sociales ya se encargan del menor.

Según el testimonio del menor, llevaba al menos dos años en Francia, si bien no han trascendido cuáles han sido todos sus movimientos durante el tiempo que ha estado en paradero desconocido. Batty no ha notificado que sufriese malos tratos y los primeros exámenes apuntan que se encuentra en buen estado de salud.

"Una vida normal"

La persona que lo encontró, un estudiante francés llamado Fabien Accidini, ha explicado a Sky News algunos detalles de lo que Alex Batty le contó. El adolescente británico caminaba solo por la noche cerca de Toulouse bajo una fuerte lluvia y Accidini se ofreció a llevarle en su vehículo. Durante el trayecto, Alex le reveló el secuestro y su viaje a Francia desde España.

Este joven estudiante de 26 años asegura que Alex parecía cansado, pero tranquilo y "muy bien físicamente" y que inicialmente no se creyó la historia. Sin embargo, finalmente decidió llamar a las autoridades tras escuchar más detalles: "Después de que llamé a la policía para explicar la situación, cuando llegaron los policías, fue cuando me di cuenta de que toda la historia era real".

Accidini sostiene que Alex no parecía enfadado por estar retenido en la "comunidad": "Solo quería vivir una vida normal, volver a ver a su abuela y tener un futuro normal, esa es la palabra que usaba". "Espero que tu abuela esté feliz... Estoy seguro de ello. Y si quieres volver a encontrarnos, aquí estoy", añade.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00