Sociedad

¿Por qué se llama 'el Gordo' al primer premio de la Lotería de Navidad?

Tal vez sería más apropiado llamarle 'el enano', puesto que el personaje que da origen a la denominación es un hombre de baja estatura que promocionó el sorteo hasta mediados del siglo XIX

Así era 'el Enano afortunado'.

"¡Cuatro milloooooneeeees de eeeeuros!". Cuesta mucho encontrar a un español que no sueñe con escuchar esta frase, de boca de un niño de San Ildefonso, un 22 de diciembre. El Gordo es la máxima aspiración de todo el que juegue a la Lotería de Navidad, el gran nombre propio del sorteo. ¿Pero por qué se llama así al primer premio?

Más información

Para resolver esta pregunta hay que remontarse a los orígenes de la Lotería de Navidad, que nació en el siglo XVII y que adquirió un formato parecido al actual a partir de 1812. Para promocionar el sorteo, por entonces el único juego de azar con beneplácito de la monarquía, se decidió concebir a un personaje ficticio conocido como 'el Enano afortunado' o 'el Fanático de la Lotería'.

La 'mascota' del sorteo era un hombre de baja estatura vestido con un traje formado por bolas numeradas y un tricornio en el que también aparecían diferentes números. Los grabados del dibujo, que se repartieron por todo el país, incluían la siguiente inscripción: "De alegría y de dinero, este enano afortunado, si lo estudias con esmero te enseñará alborozado de la fortuna el sendero".

De una gaceta a las pantallas de toda España

El enano ganó tal popularidad en España que acabó dando nombre a una gaceta sobre loterías y tauromaquía en 1851. "Aunque enano nací no soy enano, prodigioso en saber de lotería, que el juego para mí no es un arcano, y en cábalas que os dé desde este día, de fijo, como puesto con la mano, el terno habéis de ver por vida mía", rezaba un soneto que aparecía en el primer número de la publicación.

Portada de la gaceta 'El Enano'.

Portada de la gaceta 'El Enano'. / Biblioteca Nacional de España

La representación del enano en este periódico portaba una varita mágica que, supuestamente, le daba la posibilidad de adivinar "cuanto menos" tres de los cinco números de uno de los sorteos más populares de la época. "Abre el ojo, jugador, ábrelo si no eres tonto, y hazte muy pronto, muy pronto, a 'El Enano' suscriptor. Considera, pecador, que el terno tiene en la mano, pues por su don sobrehumano, a no escurrirse de un brinco, por lo menos de los cinco, atrapa tres el enano", se publicitaba.

¿Si el símbolo de la Lotería de Navidad era un enano, por qué a día de hoy se conoce como el Gordo al primer premio del sorteo? Como suele ocurrir, la versión oficial no siempre coincide con la popular. Todo parece indicar que la rechoncha figura de 'el Enano afortunado' dio pie a que la ciudadanía española renombrara la cita como 'el sorteo del Gordo'.

Esta denominación se ha transmitido de generación en generación, hasta el punto de que ya nadie concibe llamar de otra forma al primer premio, que en la actualidad está valorado en 400.000 euros por décimo agraciado.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00