La ScriptLa Script
Cine y TV
Entrevista:

José Mota: "El cine rima conmigo"

Charlamos con el actor y humorista, que este viernes estrena 'La chispa de la vida', la última película de Álex de la Iglesia <b>| <a href="http://www.cadenaser.com/la-script/">Más cine, en 'La Script'</a></b>

Si en pleno siglo XXI existiera el perfil del actor y humorista renacentista, la entrada en la enciclopedia debería estar ilustrada con el rostro de José Mota. Este ciudarrealeño de Montiel, de 46 años, lleva media vida haciendo reír a los españoles desde la televisión; ahora, alcanzada la gloria mediática, ha llamado a su puerta Álex de la Iglesia para ofrecerle un papel protagonista en el cine. Y está dispuesto a agarrarse a esta oportunidad con todas sus fuerzas. José Mota ha charlado con la Cadena SER semanas antes del estreno de su película, 'La chispa de la vida', que ya le ha valido la nominación como Actor Revelación para los próximos Premios Goya.

Más información

Se lo preguntamos directamente: "¿Esperabas esta oportunidad?". "Sí" -contesta con rotundidad. "Y gracias a Dios, llegó. Un proyecto de cine con el contenido, el fondo... la crítica social y el compromiso que tiene la película... pues bueno, son trenes que no pasan todos los días. Era un riesgo también, porque bueno, todo tiene su riesgo, pero... de los cobardes se ha escrito poco". Estas son las ideas de un hombre de quien se conoce poco. Más allá de sus gags, es un actor que dirige, produce, guioniza e incluso monta un programa semanal ['La hora de José Mota', en Televisión Española], y que está muy preocupado porque tenga una factura irreprochable. "Yo, en este momento, no sé exactamente qué voy a hacer. 'La hora de José Mota' descansará, porque estoy fatigado, cansado, porque es... brutal, brutal. ¿Esto significa que quiero reorientar y cambiar mi carrera absolutamente? En principio, no. Puede venir una serie, hay un proyecto que tengo ahí entre manos con Fernando Tejero, hay un par de proyectos de películas que me está ofreciendo... La ficción me interesa mucho, sin duda alguna. Eso sí te lo puedo decir".

Bien, Mota asegura que no quiere cambiar su carrera absolutamente, pero sí parece anunciar cambios. ¿Seguirá en el humor? ¿Qué opina del humor en estos tiempos de crisis? "El humor es un catalizador maravilloso para poder digerir toda la crudeza del entorno, lo que te agrede. Como cuando te tomas un 'Almax'. Sabes que has comido fuerte, que la vida te agrede... y debe ser un catalizador. Creo en el 'Carpe Diem', por eso quiero hacer cada vez más cosas que rimen conmigo". "¿Y ahora contigo rima el cine o es algo pasajero?" -repreguntamos. "No, no, por favor, el cine es algo que... ¿a quién no le gusta? El cine ha rimado siempre conmigo".

La nominación al Goya

"¿Qué haces el próximo domingo 19 de febrero por la noche?" -le preguntábamos a finales de diciembre, cuando se produjo la entrevista. "Algo tengo por ahí en la agenda, ¿qué es?" -dice con media sonrisa. "No, como es la gala de los Goya..." -respondemos. "¿Ves? Es el 19... [ríe abiertamente]. Pues ojalá y vaya, me apetecería asistir." Y vaticinábamos: "¿Te apetecería estar entre los candidatos a Mejor Actor Revelación?". "¿A quién no? Claro, hombre... Sería maravilloso. He sido muy feliz trabajando". En sus palabras se notaba que ya acariciaba la candidatura con los dedos de la mano, que intuía que se sentaría en el patio de butacas del Palacio Municipal de Congresos de Madrid. Estará allí por 'La chispa de la vida', una película a la que mucha gente acudirá... quizá esperando encontrar al José Mota de la televisión. "No es una comedia, eso lo quiero dejar claro..." -apostilla. "Se encontrarán una cosa distinta, pero yo en todas las entrevistas lo voy a decir, no será por falta de información por mi parte. Es un drama emotivo, insisto en esto".

Lo que va a encontrar el público es la historia de Roberto, un publicista en paro que se clava una barra de hierro por accidente. Asegura Mota que el rodaje fue muy exigente. "Pues mira, tuve que permanecer el 85% de la peli inmóvil. Tumbado con una especie de sillín de bicicleta puesto en la espalda y una especie de mordaza grande, con un poco de pelo tapándome mi propia nuca, y con un hierrecito sujetándome la cabeza. Y el otro sacrificio que he tenido que hacer ha sido tener que decirlo todo con la cara. Desde luego, haber trabajado con Álex de la Iglesia ha sido una beca pagada, macho" -decía con satisfacción. El director, que no ha sido nominado a los Goya, "es un genio", "lo tiene hiperclaro", "su cabeza iba por delante de la del resto". Y Mota termina con una de las polémicas que rodearon el rodaje, la de que De la Iglesia estaba más pendiente de su Twitter que de los actores. "Alguna vez le vi mandar algún tweet, pero estaba muy pendiente. De hecho me hizo a mí un Twitter del que perdí la clave" -dice entre risas. "Ya tenía no sé cuántos seguidores y los perdí todos, tío..." -ríe abiertamente.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00