Jueves, 22 de Octubre de 2020

Otras localidades

Sharon Jones: “La música es lo que me mantiene sana”

jonesLa vida está repleta de giros de guion, de alteraciones radicales de nuestros planes. Lo que nos diferencia como personas es la capacidad de afrontar esos cambios y de adaptarnos a ellos, de sobrevivir. Sharon Jones (1956) tenía listo en verano ‘Give the people what they want ’ (Daptone), su último álbum, cuando le diagnosticaron un cáncer de páncreas que obligaría a la cantante a pasar por quirófano, a recibir eternas sesiones de quimioterapia y a retrasar a este mes de enero la salida del disco. Estos meses han sido los peores en la vida de Jones, una mujer que debutó en la música cumplidos los 40 de la mano de Daptone Records y que desde entonces se ha convertido en uno de los referentes del soul del siglo XXI. Jones atiende nuestra llamada en la etapa final de su recuperación con un par de últimas sesiones de quimioterapia por delante y un año cargado de actuaciones y compromisos que la vocalista afronta con emoción contenida. Al otro lado del teléfono, la voz de Sharon suena con fuerza y energía, con la cauta sensación de victoria de alguien que se empieza a sentir vencedor en una lucha que se llegó a poner muy cuesta arriba. Jones se abre a Sofá Sonoro y habla de su enfermedad y de las batallas por las que ha pasado esta mujer luchadora y tenaz cuyo gran éxito, según confiesa, fue comprar a su madre una casa y sacarla de la vivienda de protección oficial en la que residía. Sharon Jones vuelve con fuerza, con un gran álbum, sin pelo y dando gracias a Dios por una nueva oportunidad de disfrutar de la vida y de la música.

Después de todo lo que has pasado empiezas a ver la luz al final de este camino tan duro. ¿Se puede decir que estás ya recuperada?

Estoy cerca de la recuperación, me quedan dos semanas más de quimioterapia. Estoy en los últimos pasos de la recuperación, tienen que controlarme el nivel de células blancas que ha dado bajo en los últimos test y luego tienen que darme más quimioterapia, pero estoy en la fase final de un proceso largo. Para marzo no tendré químicos en mi cuerpo, habrán salido ya. En febrero espero empezar a encontrarme mejor y espero volver al trabajo aunque ahora no sé cómo serán esos concierto, cómo será volver a estar ahí arriba. Sé que no voy a hacer nada que me perjudique o que afecte a mi recuperación. Pero también sé que aunque me falte energía el público estará satisfecho y me dará lo que necesite. Por eso estoy haciendo todo esto, pequeñas apariciones aun sabiendo que me falta fuerza porque la música es lo que me mantiene feliz, lo que me mantiene sana. Sé que quedarme tumbada y no hacer nada no me va a ayudar en absoluto. Tengo que ponerme en pie. Por eso quiero que mis seguidores vean que me estoy recuperando. No intento esconderme, quiero que me vean como estoy: sin pelo, con los efectos de la quimio en mi cuerpo. Quiero volver ahí fuera y hacer lo que debería estar haciendo: cantar.

¿Cómo has llevado todo este periodo de recuperación?, ¿la música te ha ayudado a mantener el ánimo?

No puedo cantar y ser feliz mientras estoy enferma, cuando tu cuerpo está pasando por cambios que te resultan extraños. Ni siquiera he querido escuchar música. Mi mente ha estado centrada en mi enfermedad desde mayo y ahora estoy mejor, estoy en el camino de la recuperación y cuanto antes esté fuera la música y mis seguidores me darán la fuerza que me falta. Al menos eso es lo que creo.

Tu álbum iba a haber salido en verano y se retrasó. Eso te ha dado la oportunidad que pocas veces hay de volver a escuchar ese disco antes de que llegue a las tiendas. ¿Has percibido algún cambio en el disco o en las canciones?

El álbum lo grabamos en verano y lo preparamos el año anterior así que ha pasado mucho tiempo desde que se comenzó y ha sido extraño dejarlo parado este tiempo. En agosto lanzamos el single (‘Retreat!’) y luego un par de meses después un vídeo animado. En este tiempo la canción ha adquirido un significado nuevo, uno totalmente distinto. En verano la canción trataba sobre dejar atrás una relación con un amor malo, peligroso y ahora, cuando veo el vídeo pienso que habla sobre el cáncer, sobre superarlo y no mirar atrás, abandonarlo para siempre.

Te hemos visto en el vídeo de ‘Stranger to my happiness’ sin pelo, sin pañuelo, mostrando los efectos la quimio, de tu lucha. ¿Te resultó difícil aparecer en ese vídeo?

Al principio no quería hacerlo. Pensaba que sería raro aparecer sin pelo y que mi aspecto no era el adecuado para que me grabasen. Pero luego me decidí a hacerlo para que cuando lo viese con el tiempo pudiese ver mi enfermedad, ver el cáncer. Verlo significaría algo para mí y para mi público, verían que no me he querido esconder hasta estar recuperada, verían los cambios por los que estoy pasando. Eso es lo que quiero que vean y creo que lo han entendido y además me dan energía positiva. No hay que estar avergonzado de nada. Cuando me miro al espejo y veo que no tengo cejas, ni pelo, me veo rara. Pero sigo siendo yo. Esa del espejo soy yo y no hay que avergonzarse de ello. Además solamente será un tiempo. Volveré a la carretera y la gente que vaya a nuestros conciertos irá viendo cómo me crece el pelo semana a semana y mes a mes. Volveré a la carretera y será difícil, pero no solamente por el pelo, por la enfermedad he tenido que cambiar toda mi alimentación y tengo que cuidarme. En la operación que me realizaron me quitaron el duodeno, la cabeza del páncreas, treinta centímetro de intestino delgado, es lo que se llama duodenopancreatectomía. Además luego tuve una infección y fue terrible. He pasado por mucho y creo que lo peor ya ha pasado, ahora termino con la quimioterapia, la expulso. En las próximas semanas me pondré otra vez en marcha, haré ejercicio para poder volver a correr en el escenario, para fortalecer el cuerpo. No creo que los primeros meses sean como era antes pero sé que tengo que volver ahí y tengo el convencimiento de que Dios me ha bendecido y me ha acompañado todo este viaje y que no me va a abandonar ahora. Cada día cumpliré con lo que tenga que hacer. Necesito el apoyo de la gente y la verdad es que siento que lo tengo.

honesHas tenido el cariño de tus seguidores, ¿pero quién ha sido tu gran apoyo durante este tiempo?

Hay muchos. Todo el mundo que está involucrado en mi vida ha resultado importante durante este tiempo. Mi banda se ha portada muy bien y me ha ayudado mucho, también los managers del sello, que son como de la familia. La familia de sangre también ha estado a mi lado. Quizá la gran sorpresa haya sido Megan Holkin, que es una vieja amiga a la que no veía en años y que es nutricionista. Me llamó y me dijo que tenía que comer bien, que cambiar mi alimentación, que fuera a su casa y que ella se encargaría. Ella ha sido parte del proceso, me ha cuidado y se ha convertido en una de las personas más importantes de mi vida. Nadie me ha presionado ni me ha molestado y Megan me ha cuidado este tiempo y me ha enseñado a aceptar esta nueva vida. Todo el mundo me ha apoyado, no he tenido a nadie molestándome. Todos han luchado conmigo y han compartido mi dolor. Así hemos avanzado. También ha sido importante que mi gente haya respetado mi deseo de volver a hacer cosas a pesar de no estar plenamente recuperada. Nadie se ha querido meter en mi piel y decirme lo que tengo que hacer. Me sentiría miserable esperando meses y meses hasta que me diesen permiso para volver cuando soy la primera que sabe que no puedo hacer nada que afecte a mi recuperación.

Y ahora toca volver

Sí, la banda ya está ensayando y tan pronto como acabe con la quimioterapia me uniré a ellos, comenzaré a escuchar las canciones y a correr de un sitio a otro. Ahora mismo mi felicidad es la música y eso lo entiende mi gente. Mi placer, mi gozo, viene cuando estoy en el escenario. Cuando no podía dar ni 15 pasos no era feliz y no quería cantar pero ahora me lo pide el cuerpo.

No sé si ha sido por la emotividad del momento o por la fuerza real de las canciones pero escuchar tu álbum ha resultado especial. ¿Sientes algo especial por este disco? ¿Crees que es tu mejor trabajo?

No lo sé. Sería divertido criticarse a uno mismo. Nunca hago un disco comparándolo con otro, cada uno tiene sus cosas. Me gustan las canciones y ojalá todas tengan éxito. Cuando juntas doce o trece canciones lo haces deseando que gusten todas, que la gente no se quedé solamente con dos. Creo que en este disco hemos juntado unas buenas canciones pero no sé decirte qué pienso de ellas hasta que no me suba a un escenario y las cante. De momento solo las tengo en papel y en el disco, tengo que volver a ponerme con ellas, a domarlas, a hacer que las canciones cobren vida y eso sucede sobre las tablas. Eso no se puede planear, sale solo durante los conciertos.

A pesar de todo te diste prisa en volver a cantar en Nueva York

Bueno, en realidad no fue un concierto, fue la cabalgata de Macys en Nueva York. Esa ha sido nuestra primera actuación. Me daba pereza porque no tenía fuerzas pero en realidad solamente había que cantar sobre la canción que está sonando de fondo porque es un desfile y vas en una carroza. Fue divertido pero pasé frío, duró tres horas aquello y tres días después me encontraba destrozada, me dolía todo. Fue intenso pero también divertido porque es algo mítico que pasa una vez en la vida, es algo que contarás a la gente con el paso del tiempo. Fue sencillo pero duro, es una gran tradición de la ciudad y me hacía ilusión. He vivido en Nueva York durante 53 años y nunca había ido al desfile, lo había visto por la tele pero nunca había ido a verlo y fue un privilegio poder desfilar.

Alguna vez miras al pasado y piensas en cómo era tu vida antes de que empezaras a grabar discos…

La verdad es que no. Cuando miro atrás, al pasado, doy gracias por haber tenido una educación religiosa porque eso fue lo que me mantuvo por el camino correcto. Siempre me daba esperanza para seguir, me daba esa fuera que me faltaba. Siempre he sabido que Dios me ha bendecido con un don y por eso siempre he sabido que un día la gente me acabaría aceptando por mi voz y no por mi aspecto. Gracias a Dios por esa fe. Nunca he pensado que sería una gran cantante, pero siempre he deseado que algún día me llegara esa oportunidad con la que soñaba. Siempre he querido cantar pero sabía que no tengo el físico de las cantantes y que no tenía el aspecto u otras cosas que tienen las artistas pero un día se cruzó en mi camino Gabe Roth y la gente de Desco y estaban haciendo música soul. Podía haber elegido otra música, puedo hacer pop, jazz, blues, rap si fuese necesario. Pero yo quería hacer música soul y he sido paciente y Dios me ha bendecido por ello.

Gabe Roth (fundador de Daptone Records y de los Dap-Kings, la banda de Sharon) ha jugado un papel vital en tu vida

Gabe es clave, la mayor parte de las canciones que canto las escribió él aunque en este disco han participado en la escritura otros miembros de la banda y por eso tiene un sonido diferente, han escrito muchos y han fluido más ideas. Ellos han escrito las canciones y ahora yo tengo que darles vida, ponerles alma. Las que te comentaba antes han mutado durante este tiempo y no sé cuántas más lo harán cuando me ponga con ellas. Hay diez canciones en el disco y de momento solamente me sé cinco así que tengo que ponerme las pilas porque empezamos a tener compromisos que atender, en enero tenemos un par de programas de televisión importantes y todo tiene que salir bien. Va a ser un gran año cargado de cosas, tendremos que ir a Europa y a Australia. Una vez empiece la cosa no para, no tengo una semana libre hasta junio así que hay que coger fuerzas porque parte de mi recuperación va a ser en los escenarios. Día a día. Poco a poco.

Cuando estuve en Nueva York fui a visitar Daptone, me pareció un sitio muy familiar…

Eso es, somos una familia. Trabajamos como una familia y nos repartimos lo que entra como una familia, nadie firma las canciones individualmente y así, cuando entra algo de dinero, nos lo repartimos y todo el mundo cobra algo. Yo me llevo una parte más de lo derechos de publicación, que me parece justo, pero cuando entra algo extra por alguna cosa que he hecho también lo reparto con la banda. Nos va bastante bien y nadie tiene agobios porque cobra algo cada dos semanas.

En Daptone también está Charles Bradley, que debutó a los 62 años tras haber llegado a vivir en la calle. Tú fuiste una de las primeras personas en conocer a Charles y en verle convertirse en una estrella…

Eso es. En su debut acabamos siendo sus teloneros después de que él nos acompañase durante un tiempo mientras iba preparando su disco. Es más mayor que yo pero haberle visto crecer hasta convertirse en Charles Bradley ha sido increíble. Charles había sido toda su vida un imitador de James Brown y costó mucho que dejara de serlo para ser él mismo. Le dimos mucho la lata para que dejara de imitarlo. Estoy muy orgullosa de él, ya lleva dos discos y las cosas le van bien. Le deseo lo mejor con todo mi corazón porque se lo merece, poca gente se lo merece más que él. Cuando tenga 63 o 65 años quiero estar retirada no empezando como es su caso, pero yo empecé a los 40 y él, a los 62. Tres años después está viviendo su sueño. Gracias a Dios por los Dap-Kings y por Daptone porque sin ellos su sueño, o el mío, no se estarían cumpliendo. A veces se lo digo a Charles, le digo: ¿Qué grandes sellos estarían llamando a nuestras puertas? Doy las gracias porque hayan publicado nuestros discos y porque nos hayamos convertido en la familia que somos.

Bueno, todo eso se muestra en el documental sobre Charles, allí se cuenta su historia y se ve bien el ambiente que hay en Daptone…

Es maravilloso, no paré de llorar. Ahora la gente de VH1 está haciendo uno sobre mí, sobre mi recuperación. Me están grabando desde que comenzó el tratamiento y supongo que estará en menos de un año porque quieren grabar mi primera actuación tras la enfermedad.

Has pasado por mucho en tu carrera y en tu vida, especialmente en el último año. Todo esto te habrá dado para pensar en muchas cosas. Al margen de la enfermedad te han pasado bastantes cosas buenas en los últimos años. ¿Hay alguna que te haya hecho especial ilusión?

Creo que una de las cosas que más ilusión me ha hecho fue poder comprar una casa para mi madre y sacarla de las viviendas de protección oficial que era un sitio terrible. Ver su cara cuando se sentó allí y me dijo lo feliz que era y lo orgullosa que estaba de mí fue increíble. Mi madre no vivió mucho tiempo más pero aquello fue muy importante para mí porque era un gran objetivo para mí. Nunca me han dado un Grammy o no seré una gran estrella pero pude hacer eso por mi madre.

Resulta llamativo o indignante que no te hayan dado un Grammy…

No está reconocida la música soul en EEUU, hay r&b and soul como categoría pero este año estaban nominados Justin Timberlake y Taylor Swift. Eso no es soul, es pop. No me interpretes mal, son grandes artistas pero ellos hacen pop y se dirigen a un público pop. Espero que eso cambie porque es raro ver que ni Bradley, ni yo, ni nadie de Daptone está ni mencionado en los Grammy.

Ahí encaja la canción de Bradley de ‘Why is it so hard to make it in America’…

Totalmente cierto.

En Europa las cosas son muy distintas…

En Europa me llaman la ‘Reina del Funk’ desde los noventa, me lo puso una revista inglesa. Cuando vamos a Australia nos pasa igual. En EEUU no funcionan las cosas así, aquí solo se ve lo que aparece en la tele o lo que lanza un gran sello. En Europa nunca se ha dejado de escuchar soul desde la época de James Brown pasando por Tina Turner hasta Amy Winehouse. Doy las gracias a Dios por Amy y por Mark Ronson (productor de los discos de Winehouse). Ellos vinieron a Daptone y a los Dap-Kings reconociendo lo que estábamos haciendo y porque ellos también querían ese sonido vintage que teníamos. Podría estar haciendo otra música y quizá tuviese más éxito pero esto es lo que somos y esto es lo que quiero hacer. Soy una cantante de soul y esto es lo que debo hacer. Europa ya me ha reconocido eso, me tratan como una estrella, siento su amor cuando estoy en el escenario. Me encanta que en Europa la gente sea capaz de indagar en la música y de tener esa pasión. Sin los europeos nuestra historia y nuestro presente serían diferentes.

Twitter: AcardenalR

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?