Lunes, 25 de Enero de 2021

Otras localidades

Jaime de Armiñán, Goya de Honor 2014: "Os deseo felicidad, gloria y triunfo"

La fiesta de nominados de los Goya ha dado el pistoletazo de salida para la gran noche del cine español

Foto de familia de los nominados a los Premios Goya 2014

Foto de familia de los nominados a los Premios Goya 2014 / EFE

Sólo quedan tres semanas para los premios de la Academia de Cine, los Goya, y este lunes ha tenido lugar la tradicional fiesta de nominados a los premios del cine español donde, además de la tradicional foto de familia y los discursos con sus puyas políticas incluidas, se hace entrega del Goya de Honor. El director Jaime de Armiñán ha recibido el máximo galardón de manos de la actriz Julia Gutiérrez Caba y arropado por un largo y rotundo aplauso del público y de los nominados.

Jaime de Armiñán ha reconocido que cuando el presidente de la Academia le llamó, antes de decirle nada pensó recordarle que a ver cuándo le daban el Goya de Honor a él. "Menos mal que no dije nada porque luego me llevé la sorpresa", decía Armiñán en un improvisado discurso en el que ha hablado de circo. "Del Circo Price de antes, el bueno y no el de ahora", decía Armiñán.

Así ha contado anécdotas de Carmen Sevilla metiéndose en la jaula de los leones y de un crítico de cine de la época dispuesto a ponerse en el panel del lanzamiento de cuchillos. "Menos mal que no tenía yo el cuchillo en la mano delante del crítico", ha sentenciado el retirado cineasta con títulos tan significativos a sus espaldas tan significativos para el cine español como 'Mi querida señorita', 'El nido' y 'La hora bruja', provocando una carcajada general y un espontáneo aplauso.

Encuentro de finalistas

La fiesta de nominados es el primer encuentro entre todos los que acaban compitiendo por llevarse el Goya. Por la mini alfombra roja, ubicada en los Teatros del Canal de la Comunidad de Madrid, han pasado los cinco directores nominados con sus películas bajo el brazo. David Trueba, el más relajado, bromeaba sobre su condición de "eterno perdedor" y descubría que un año se subió a un improvisado escenario de un bar, a propuesta del Gran Wyoming, con Maribel Verdú y otros que se habían quedado a las puertas, a leer el discurso que habían preparado si ganaban el Goya. Trueba es uno de los favoritos por 'Vivir es fácil con los ojos cerrados', por la que también está nominado el actor Javier Cámara. "Prometo un postgoya muy interesante si gano", decía Cámara.

Gracia Querejeta también está nominada a mejor dirección y a mejor película con '15 años y un día', la cinta que mandamos a los Oscar y que nunca llegó. Maribel Verdú, Tito Valverde, Belén López y Susi Sánchez también están nominados por la cinta que ganó en el pasado festival de Málaga.

De todos, Daniel Sánchez Arévalo es el más competitivo. Suponemos que por eso en su taquillera comedia 'La gran familia española', el triunfo de la selección en el Mundial de Sudáfrica es la pieza que articula la peculiar boda que une a esta familia numerosa. "Por lo menos que ganemos uno o dos, pero irnos de vacío no", suspiraba el cineasta que reconocía que el Goya que más ilusión le haría sería el de mejor guión. Sánchez Arévalo también aporta unos cuantos actores que competirán por la deseada estatuilla en la gala del próximo 9 de febrero, como Antonio de la Torre -al que hemos echado de menos esta noche-, Patrick Criado -en la categoría de actor revelación- y Roberto Álamo, compitiendo con de la Torre en mejor actor de reparto.

Manuel Martín Cuenca ha acudido solo, como decíamos, sin Antonio de la Torre -doblemente nominado, como ya ocurrió el año pasado- a defender 'Caníbal'. Fernando Franco ha ido con su inseparable actriz protagonista de 'La herida', Marián Álvarez. Los dos podrían dar la sorpresa, aunque se trata de la cinta más independiente de todas. Franco podría alzarse con el Goya a mejor dirección novel y hasta con el de mejor película. Ella, Marián Álvarez, encabeza todas las quinielas y además está esa norma no escrita que dice que actriz española que gana la Concha de Plata en San Sebastián acaba llevándose el Goya. "Uf, yo no miraría estadísticas ni normas", decía la actriz, "porque siempre hay una que las rompe y no quiero ser yo". Lo cierto es que 'La herida' -y también otras cintas con una taquilla más modesta como la de Trueba- ya han ganado mucho con la nominación porque su reestreno puede relanzarlas otra vez y llegar a más público.

Más nominados que han posado para la prensa han sido Inma Cuesta y Berto Romero nominados por 'Tres bodas de la más', la comedia loca de este año. Teréle Pávez por la olvidad 'Las brujas de Zugarramurdi', Nora Navas por 'Todos queremos lo mejor para ella' -la que puede quitarle el Goya a Marian Álvarez-, Mariano Barroso con Eduard Fernández, María Morales y Nathalie Poza por 'Todas las mujeres', el trio que forman Aura Garrido, Javier Pereira y Rodrigo Sorogoyen por 'Stockholm' y Hovik Keuchkerian, el entrenador de boxeo de 'Alacrán enamorado' y Carlos Bardem, guionista y actor de la cinta de Santiago Zannou. "Si gano, pues supongo que se lo dedicaré a mi madre, a mi hermano, a mi amor, a algunos a amigos y a Gamonal", declaraba Bardem.

Cruce de discursos, que no de cuchillos

Como es natural en estos eventos, tienen lugar varios discursos. Después del sonoro abucheo a Wert en los premios Forqué, hace apenas una semana, había cierto morbo por ver si la consejera de la Comunidad de Madrid, Isabel Mariño, que reúne en su cargo las carteras de Empleo, Turismo, y -atención- Cultura. No ha habido abucheos pero sí peticiones y cruce de declaraciones.

Empezaba el presidente de la Academia, Enrique González Macho, agradeciendo a la Comunidad de Madrid su compromiso con el cine y la buena relación que mantienen con la institución que preside, pero acaba demandando al gobierno regional apoyo, "aunque sea el bonobús", ironizaba Macho, para que el cortometrajista madrileño nominado a los Oscar pueda ir como es debido a recoger el premio. Aprovechaba el presidente para preguntarle a la consejera si el Ayuntamiento de Madrid tenía protocolo de evacuación de los Teatros del Canal, y que si no la tenía, se la podían enviar incluso en inglés.

La consejera respondía y se comprometía a ayudar a Esteban Crespo para que el corto 'Aquel no era yo' tuviera todo lo necesario en su carrera por el Oscar. Tras un discurso soporífero de Mariño, regresaba de nuevo al escenario el presidente de la Academia para presentar a Jaime de Armiñán y decir la siguiente frase "sabemos que la Comunidad de Madrid ayuda a los cortometrajes", pero "además de cortos, hay largos".

Adriana Navarro, la joven que se coló en los Goya

Esteban Crespo: "En el mundo del corto se está haciendo un cine extraordinario"

Noticias relacionadas

  • Jaime de Armiñán: "Os deseo felicidad, gloria y triunfo"
Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?