Sábado, 08 de Mayo de 2021

Otras localidades

CHAMPIONS LEAGUE

Cuidado, llega Diego

La tranquilidad con la que camina el PSG en su liga se torna en preocupación por la Champions y la amenaza de una bestia en racha: Diego Costa

Football Soccer - Chelsea v Manchester United - Barclays Premier League 
 Chelsea's Diego Costa remonstrates with the assistant referee
 Reuters

Football Soccer - Chelsea v Manchester United - Barclays Premier League Chelsea's Diego Costa remonstrates with the assistant referee Reuters / Stefan Wermuth (REUTERS)

Solo necesitó cinco minutos para adelantarse a la defensa urraca, barrer el césped de Stamford Bridge y levantar lo justo el balón con la puntera del pie derecho para anotar el 1-0. Diez minutos más tarde sacaba de lugar a Coloccini con una potente zancada al más puro estilo Ronaldo para luego pararse, vestirse de Laudrup y asistir a Willan en el 3-0. Es Diego Costa, es medio Chelsea. Desde la marcha de Mourinho, parece que le hubieran soltado los grilletes a la bestia y le dejaran campar a sus anchas. 11 partidos sin el técnico portugués en la banda, 8 goles y 4 asistencias. Motivos suficientes para que tiemble cualquier defensa, aunque te llames Paris Saint-Germain.

Los números del conjunto francés son impolutos y virtualmente (aunque no tardará en ser matemático) ya es campeón de liga porque tiene una ventaja de 24 puntos respecto al Mónaco, segundo clasificado. Lleva sin perder desde que visitara el Bernabéu, allá por principios de noviembre, en un partido claramente dominado por los parisinos y por un sublime Di María. El Fideo se ha conjuntado a la perfección con los Ibrahimovic, Cavani y Lucas, por eso las altas esferas sueñan con que por fin sea el año en que se rentabilice su espectacular inversión con una Champions. Pero Diego Costa es voraz y también tiene hambre. Sin el aliciente de la Premier, el Chelsea lo apuesta todo al rojo con su ficha estrella, el delantero hispano-brasileño.

Los enfrentamientos entre PSG y Chelsea en la Champions se están convirtiendo en un clásico en las últimas temporadas. Especialmente antológica fue la eliminatoria también de octavos de final el curso pasado. Con 1-1 en la ida, el PSG se plantaba el Bridge con la obligación de marcar para pasar, pero el encuentro se convirtió en el más difícil todavía. Expulsión injusta de Ibrahimovic a los 30 minutos y gol de Cahill en el 81, la losa era casi imposible de levantar. Pero aún quedaban capítulos por escribir, uno con sabor a venganza. David Luiz volvía a la que fue su casa para amargar a sus ex. Cabezazo a cinco minutos del final y prórroga. Y ahí se desató la locura, en concreto la de Thiago Silva.

El central brasileño cometió uno de los penaltis más estúpidos en la historia de la competición. Mano a destiempo y la clasificación en el bolsillo de los londinenses. Tuvo tiempo para expiar su pecado y con el aliento de todo París cabeceó a la red la clasificación para el conjunto francés. Por tercer año consecutivo tenemos duelo entre ingleses y franceses. Bendita locura, toca sentarse y disfrutar.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?