Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 19 de Agosto de 2019

Otras localidades

El chivo expiatorio

El Estado es entre nosotros como una navaja suiza, que sirve para todo tipo de excusas. La España autonómica ha constituido el marco ideal para su desarrollo exuberante como coartada perfecta

En España, Estado quiere decir chivo expiatorio, cabeza de turco o bien purga de Benito o buzón sin fondo en el que depositamos todas nuestras reclamaciones. El Estado es entre nosotros como una navaja suiza, que sirve para todo tipo de excusas.

La España autonómica ha constituido el marco ideal para su desarrollo exuberante como coartada perfecta. Ya se ha denunciado en múltiples ocasiones el uso torticero que hacen del término las comunidades más reivindicativas. Cataluña o Euskadi, que llaman Estado a la administración central, cuando también ellas son Estado. Pero todas las comunidades hacen algo parecido. Hoy lo harán de nuevo en la Conferencia de Presidentes, que se ha convertido en la fiesta del chivo. Cada cual esconderá sus miserias en esa gigantesca sombra multiuso, ese Estado de todos que tratamos como si no fuera de nadie al que pedimos milagros y al que culpamos de cuánto ocurre.

Ayer en el Parlamento, Cospedal pidió perdón a las víctimas del Yak, lo cual está bien, y lo hizo en nombre del Estado. No pido perdón Trillo, entonces ministro de Defensa, ni Aznar, entonces presidente, ni Rajoy, entonces vicepresidente. Pidió perdón el Estado, o sea, nadie, o sea, todos, o sea, usted y yo. El chivo una vez más fue llevado al ara del sacrificio.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?