Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 18 de Febrero de 2020

Otras localidades

Aquella boda de 99 pantalones y 100 correas

El subdirector de Hora 25 reflexiona sobre las bodas de la política española y la de Alberto Garzón

Hay ocasiones en las que este país da vergüenza, mucha, profunda.

Un político decide casarse, las redes y algunas columnas comienzan a llenarse de bilis, escupen sobre él todo tipo de barbaridades, abundan las mentiras, despunta, como otras veces, una especie de rigor ético que algunos manejan con mano de hierro cuando se trata de juzgar al otro, y sobre todo cuando el otro es uno de esos rojos, un izquierdista al que exigirle una pretendida ejemplaridad de la que esa jauría no suele participar.

Las redes y ciertos medios de intoxicación se han convertido en la inquisición moderna. Primero inventan los cargos, construyen las pruebas, falsean la realidad y esparcen sus propios prejuicios hasta conseguir que una parte del público de este juicio colectivo acabe coreando la condena: hipócrita, falso, izquierdista de pega.

Este país tiene una larga tradición en bodas y una honda división en espantos, me gustaría saber qué gritaron allá por el 2002 los mismos que hoy andan cacareando cuando vieron el desfile de poder y dinero en El Escorial, me gustaría saber si les enojó tanto como ahora que la política se gastara dinero en una boda, si exigieron al entonces presidente del gobierno la ejemplaridad que hoy reprochan a Alberto Garzón. Me gustaría saber si les escandalizó descubrir que en esa boda hubo 99 pantalones y 100 correas.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?