Últimas noticias Hemeroteca

Sábado, 21 de Septiembre de 2019

Otras localidades

La normalidad de lo anómalo

Mientras piensa en prorrogar los presupuestos por falta de apoyos, el Gobierno se apresura sobre la inmersión en Cataluña sin consenso y en plena caída ante Ciudadanos

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. / ()

A punto de que se celebren los 40 años de la Constitución, apenas hay indicios que permitan pensar en su reforma. Apenas hay indicios, de hecho, que permitan pensar en cualquier reforma. Cuando el bipartidismo fue dejando paso a otra cosa –aún no se sabe qué es exactamente esa otra cosa–, algunas voces se pusieron a hablar de una segunda Transición en España. A lo mejor no existe una transición tal como se estudió la primera, pero algunos tabúes han caído y, desde luego, algunos cambios se han dado. España estuvo casi un año sin Gobierno y se repitieron por primera vez unas elecciones generales. Una mayoría de diputados del Parlament de Cataluña dio por proclamada la independencia y el Senado aplicó el artículo 155. España ha pasado varias veces en pocos años por pantallas que siempre parecieron imposibles y hay precipicios que a los partidos les producen menos vértigo. Por ejemplo, la parálisis.

Cataluña, que ahora vive sin calendario, estuvo al borde de tener que repetir unas elecciones. Lo evitó el 'paso a un lado' de Artur Mas para que un desconocido Carles Puigdemont asumiera la presidencia de la Generalitat. Primeras señales. Luego vino el rechazo de Mariano Rajoy al rey y un bloqueo que se alargó durante un año. Los limbos, de los que se habla tanto estos días en el Parlament, dejaron de ser un lugar exótico y lo impensable se ha vuelto de pronto transitable.

En realidad, todos esos episodios, tan traumáticos y tan televisivos, han acabado por dejar algo nuevo en la rutina parlamentaria. De manera que, ahora que hay Gobierno y que en teoría regresó la normalidad que el propio Rajoy reclamaba, la sensación de interinidad se alarga. En Cataluña, sin Govern. En el Congreso de los Diputados, con la posibilidad de prorrogar los presupuestos que ya fueron, a su vez, prorrogados.

De esta semana quedará la pugna entre Ciudadanos y el PP, que extiende las sospechas sobre el partido de Albert Rivera y trata de instalar la idea de que todos tienen una Gurtel. "Congelada" como dicen que está la relación entre el PP y su socio y rival, que es Ciudadanos, el Gobierno plantea la posibilidad de alargar las cuentas e ir sacando con decretos las iniciativas que sean urgentes. Si no es un planteamiento de interinidad, se le parece. "No es lo deseable", concedió el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, en un corrillo en el que no transmitía excesiva preocupación.

La situación de parálisis es tal que la presidenta del Congreso convocó el jueves a los portavoces parlamentarios para tratar de acabar con el veto que planea sobre las Cortes, aunque el almuerzo dejó las cosas en el mismo sitio en el que estaban. Nada se mueve. Las reformas que impulsó el PP durante su mayoría absoluta y que la oposición amagó con derogar siguen todas en su sitio. De la situación catalana, sin noticias de Waterloo.

El contraste, quizá, esté ahí, en Cataluña. Porque sin llevar iniciativas a las Cortes, el Gobierno se plantea regular la inmersión lingüística a través del artículo 155, que no se desplegó por razones lingüísticas ni ideológicas, sino por un desafío excepcional. El portavoz del Ejecutivo y ministro de Educación negó que la idea fuera un globo sonda pero no explicó de qué manera llevaría a cabo una reforma controvertida que tiene el desacuerdo del PSOE y que une al independentismo en el momento de su mayor fractura. Rajoy, que no recibió al presidente del Parlament, se vio en cambio con Societat Civil Catalana y se comprometió a estudiar una medida de la que ha hecho bandera, precisamente, el que ahora se ha vuelto su primer adversario. Así se alarga la interinidad, a la sombra de las encuesta. Señales de excepcionalidad que, en definitiva, se presentan ya como si fueran de lo más normales.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?