Últimas noticias Hemeroteca

Sábado, 22 de Febrero de 2020

Otras localidades

El día en que se apagó la Voz

Se cumplen 20 años de la muerte de Frank Sinatra.

Frank Sinatra logró algo que muy pocos han conseguido: permanecer en los dominios de la fama durante seis décadas. El “viejo ojos azules” supo ser un mito en vida, una de esas estrellas que permanentemente estaban en los titulares de los periódicos. El fenómeno de la fans nació con él, no con Elvis o con los Beatles. Mucho antes de que ellos entraran en escena el italoamericano llevaba ya tiempo provocando la histeria de las adolescentes. Como cantante grabó casi dos mil temas. Sinatra parecía cantar sin esfuerzo, como si las estrofas brotaran de su garanta de forma natural, con una perfecta vocalización y acompañando la música en magistral armonía. No es extraño que enseguida se le conociera con el sobrenombre que le acompañó durante toda su vida: “La Voz”.

En el cine debutó en 1943 con la película “Cada vez más alto” en la que se interpretaba a sí mismo. Hizo muchos musicales como “Levando anclas”, “Un día en Nueva York” “El solterón y la menor” o “Pal Joey”. Cuando cantaba todo iba bien. Sus problemas empezaban cuando tenía que bailar. Por eso una de sus obsesiones fue siempre encontrar papeles fuera del género musical. Ganó un Oscar como actor de reparto por “De aquí a la eternidad” y logró sus mejores interpretaciones cuando dejó de lado su carácter jovial para encarnar a tipos duros y tormentosos como los que interpretó en “Como un torrente”, “El detective” o “El hombre del brazo de oro”. Trabajó en total en 58 películas. Su inigualable carrera artística, su agitada vida sentimental y sus estrechas relaciones con políticos y mafiosos hicieron de él una estrella única e irrepetible. Nadie tenía su carisma, sus ojos azules y, por supuesto, nadie cantaba como él.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?