Últimas noticias Hemeroteca

Jueves, 14 de Noviembre de 2019

Otras localidades

De Londres a Castellón por el Brexit

La empresa británica EventsCase abre sucursal en la ciudad levantina para evitar las incertidumbres y los problemas de la salida de Reino Unido de la UE

EventsCase es una empresa angloespañola: británica, porque se fundó en Londres y tiene allí su sede; española, porque esa es la nacionalidad de buena parte de su equipo técnico, y la de su CEO, José Bort, que es de Castellón. "Abrimos la empresa allí porque yo vivía en Londres, y porque en el Reino Unido es muy fácil emprender", nos cuenta Bort. Pero ahora, por la incertidumbre generada por el Brexit, abren sucursal en España, a la que mueven el equipo técnico, márketing y ventas. La ventajas son varias, tanto en lo profesional como en lo personal, explica: "allí todo es muy caro; una guardería podían ser 1.800 euros al mes, por ejemplo; además, en España hay mucho talento, y la gente no está muy bien remunerada, así que hay una gran oportunidad para generar empleo de calidad, ya que nosotros estamos habituados a pagar sueldos más altos de lo habitual aquí".

Además de gustarle la ciudad de Castellón porque es de allí, Bort señala que tiene otras cualidades que la hacen atractiva como lugar en el que establecer una empresa: "las conexiones, por ejemplo; entre los aeropuertos de Castellón y Valencia, hay días con once vuelos a Londres, y muy bien de precio. A eso hay que sumarle el AVE a Madrid y el Euromed a Barcelona. Estamos cerca de todo, hay playa y no tenemos los inconvenientes de una gran ciudad", resume.

EventsCase se dedica a hacer un software para la gestión de eventos "todo en uno" para empresas de todos los tamaños; por eso, están interesados ahora que se mueven a España en contratar perfiles técnicos, con un perfil y una visión global, porque la compañía tiene clientes en todo el mundo: "trabajamos con empresas desde Estados Unidos hasta Malasia, así que estamos interesados en traer talento de todo el mundo aquía a Castellón", explica Bort.

Países bajo sanción

En la segunda mitad del programa, tenemos información de interés para las startups que quieren internacionalizarse, importar y exportar: hablamos con el profesor Santiago Arrechea, de EAE Business School, sobre qué ocurre si una empresa hace negocios con un país sobre el que recaen sanciones internacionales. "Las consecuencias pueden ser muy serias", advierte; "en la Unión Europea, la importación o exportación de bienes restringidos puede ser considerado como delito de contrabando, penado con prisión"; además, añade, Estados Unidos puede cerrar las puertas de su mercado a empresas de terceros países que comercien con países sancionados por Washington: "se prohíbe el acceso al país, se rescinden los contratos, se cancelan activos, y no olvidemos que la moneda del comercio internacional es el dólar; no operar con dólares es dramático para muchas empresas".

Arrechea recomienda a los emprendedores informarse bien antes de entablar relaciones comerciales. "Los principales organismos que imponen sanciones son la ONU, la Unión Europea y Estados Unidos; hay que visitar siempre sus webs en caso de duda. Y en España, el ministerio de Economía nos informa sobre sanciones en el ámbito del comercio y de las inversiones; la Secretaría de Estado del Tesoro nos informaría sobre posibles problemas financieros, y en materia de aduanas hay que hablar con Hacienda", explica. Por último, recuerda que las sanciones rara vez se imponen sobre todo un país, sino que se suelen dirigir a ciertas personas, instituciones o productos; Rusia, China, Venezuela, Irán y Cuba, enumera el profesor, son los principales países sobre los que pesa alguna clase de sanción.

Temas relacionados

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?