Últimas noticias Hemeroteca

Miércoles, 26 de Febrero de 2020

Otras localidades

De terremotos y equilibrios

El fallo de hoy es un terremoto de los gordos con epicentro en la justicia y con efectos colaterales en la política

Tenemos tantos terremotos políticos en España, que hemos perdido la costumbre de atribuir una intensidad a cada uno. Todos parecen iguales. Pero no. El de hoy es un terremoto de los gordos con epicentro en la Justicia y con efectos colaterales en la política. Ya saben la noticia: nuestro Tribunal Europeo de Justicia ha corregido al Tribunal Supremo español y ha sentenciado que Oriol Junqueras tenía inmunidad desde el momento en que se proclamaron los resultados de las elecciones europeas. Y, por lo tanto, que debió ser puesto en libertad entonces, en junio, cuando estaba en situación de prisión provisional para que pudiera acceder al escaño. Y ya está. El tribunal europeo no se pronuncia sobre la situación actual de Junqueras, que no está en prisión provisional sino condenado a 13 años por sedición. Vamos a escuchar en Hora 25 a juristas que nos ayuden a entender qué puede pasar a partir de ahora porque hay interpretaciones muy dispares. Lo que parece claro es que el fallo de hoy convertirá muy pronto en europarlamentarios de pleno derecho a Carles Puigdemont y a Toni Comín.

Y es que luego está la política. Toda la política. La patética y peligrosa interpretación de quienes creen que España es una toga y hablan de humillación y de pérdida de soberanía, cuando la justicia española es una escalera que acaba en Luxemburgo. Y en esa escalera se producen aciertos y errores. Pero también están quienes en el independentismo sobreactúan la euforia por su primera buena noticia en mucho tiempo, sacando conclusiones jurídicas y políticas que no se leen en el fallo europeo.

Y están, sobre todo, las negociaciones para la investidura de Pedro Sánchez. Esquerra puede tener la tentación de elevar la apuesta tras lo de hoy y ante el congreso de su partido de este fin de semana. Pero no solo los republicanos tienen que salvar la cara ante los suyos, también Sánchez tiene que salvar su cara ante toda España. Vienen días difíciles, de equilibrios y medidas. Ojalá nadie se empeñe en humillar a nadie.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?