Últimas noticias Hemeroteca

Viernes, 21 de Febrero de 2020

Otras localidades

Opinión

¡Oh capitán, mi capitán Tan!

El escritor Javier Pérez Andújar reflexiona sobre la actualidad política y social

¿Emisora, me recibe? Aquí Javier. Ha caído otro de los nuestros. Repito: ha caído otro de los nuestros. Hemos perdido al Capitán Tan. En nuestra historia han existido pocos capitanes como él, acaso también tuvimos al Capitán Trueno.

Félix Casas, el Capitán Tan, tuvo uno de los más nobles oficios del mundo: fue actor cómico. Un cómico es lo que hace verosímil a un trágico. Así fue desde la creación del universo. Los seis primeros días iban totalmente en serio. Pero al sexto, se le escapó al creador esa risa que se llama humanidad.

El Capitán Tan fue el primero de Los Chiripitifláuticos. En torno a su figura se reunirá el resto para hacer un programa nuevo, que al principio tuvo el nombre de Antena Infantil. Y así nos convertimos en seres con antenas. Como el aparato de radio que nos contemplaba antena en ristre igual que un Quijote. Como las antenas de la tele en el comedor lo mismo que un toro en la carretera. Más tarde le pusieron al programa el nombre de Los Chiripitifláuticos, que no quiere decir nada, igual que tampoco significaban nada las palabras Achilipú, o Supercalifragilisticoespialidoso y tampoco significaba nada el nombre de los Pitufos, que en ese momento aún se llamaban Schtroumpfs. Habíamos nacido para ser libres y no necesitábamos nombres.

El Capitán Tan vivió en Usera, como todo el mundo, y hoy yace en el cementerio de Carabanchel, como Gracita Morales. Con el Capitán Tan éramos el explorador que se ha gastado el dinero del viaje en un salacot. En las gafas de Valentina cabía la esperanza de que el mundo fuese pop. En el traje tirolés del tío Aquiles, se veía el camino que hizo Europa desde Sissí hasta los nazis. El peto de Locomotoro nos recordaba que vivimos en un país de mozos de cuerda. Un adulto es un niño disfrazado.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?