Sábado, 04 de Julio de 2020

Otras localidades

Cesado, y bien cesado

Ahora el objetivo es Marlaska. No es nuevo, viene desde que fue nombrado ministro, que como juez gustaba mucho a la derecha, pero fue encargarle Pedro Sánchez Interior y el otrora magnífico y aguerrido magistrado se convirtió en un tipo despreciable

Volvamos a la cacería, que es lo que nos gusta y para lo que hemos venido a este mundo, se dirán en PP, Vox, la caverna y otros chicos y chicas del montón. Pinchan en hueso, pero les da igual. Ahora el objetivo es Marlaska.

No es nuevo, viene desde que fue nombrado ministro, que como juez gustaba mucho a la derecha, pero fue encargarle Pedro Sánchez Interior y el otrora magnífico y aguerrido magistrado se convirtió en un tipo despreciable.

Es notoria la torpeza con la que llevó Marlaska el caso Pérez de los Cobos. Con lo fácil que hubiera sido destacar lo obvio, la pérdida de confianza, razón más que natural para cesar a un cargo político, sin enredarse en justificaciones ridículas.

Dicho esto, el susodicho coronel no tenía que permanecer en su poltrona ni un segundo después de que ocultara a su jefa de la Guardia Civil que sus hombres habían enviado un informe al juez, y no es irrelevante, mentiroso y malintencionado. Por mucho que ahora políticos y medios retuerzan papeles y discursos.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?