Miércoles, 08 de Julio de 2020

Otras localidades

Se nos rompió el amor... tras el confinamiento

La cuarentena ha puesto a prueba la convivencia en pareja. Las consultas para divorciarse han aumentando considerablemente tras el confinamiento, aunque la crisis económica va a obligar a muchas parejas rotas a seguir viviendo bajo el mismo techo

Una pareja cogidos de la mano  en  la Plaza de España, en Sevilla

Una pareja cogidos de la mano en la Plaza de España, en Sevilla / Eduardo Briones - Europa Press (Europa Press)

Escucha el reportaje completo:

Los abogados de familia coinciden en que, tras un periodo largo de vacaciones, suelen aumenta las consultas para comenzar los trámites de divorcio. Aunque el confinamiento ha supuesto una prueba más dura para las parejas cuya relación ya flaqueaba antes de la pandemia: sin posibilidad de salir durante dos meses, con los niños en casa y teletrabajando... la situación ha terminado por romper muchas parejas.

"Las consultas han aumentado muchísimo en las últimas dos semanas y al final va a haber mucho proceso judicial de divorcio. Cuando la gente tiene problemas y una crisis económica al final la pareja se resiente" apunta Rus María Muñoz, socia directora del despacho G.Elías y Muñoz. Jaime Sanz, abogado de familia de Safe Abogados añade: "es muy complicado convivir durante dos meses seguidos, 24 horas seguidas, cuando no estamos acostumbrados a hacerlo". El letrado augura que los divorcios aumentarán a largo plazo.

Otro de los problemas acuciantes para las parejas que estaban pensando en terminar su relación es la separación física. "Cuando te vas a divorciar necesitas una separación física y en este caso esa separación física no se podía llevar a cabo porque no podías ir a ver otro edificio para arrendar" asegura Muñoz. "Entre eso y la situación económica ha habido muchas consultas"

Colapso en los tribunales

Ante la avalancha de divorcios que se esperan, los letrados temen un colapso de los juzgados. María Dolores López-Muelas, es la portavoz de la Asociación Española de Abogados de Familia (AEAFA): "Desde hace tiempo estamos sufriendo las carencias existentes en el ámbito de la justicia. Los divorcios, unidos a los miles de procedimientos que se han suspendido durante el estado de alarma, provocará un auténtico colapso en el sistema de justicia". ¿Y cómo evitarlo? "Aumentando el número de juzgados, jueces y funcionarios y dotando a la justicia de medios electrónicos" según el letrado Sanz.

El desamor es caro

Un divorcio puede oscilar entre los 1.000 y los 5.000 euros. Siempre dependiendo de si la pareja comparte el abogado -o cada uno tiene uno- y de si se opta por ir a los tribunales o buscar opciones más sencillas. Los abogados de familia consultados coinciden en que la mejor opción es buscar una solución entre las partes.

Aunque, a veces, esto no será suficiente. Ya que el bolsillo pesa mucho a la hora de separarse. Desde la AEAFA consideran que la crisis económica derivada del Covid-19 va a hacer que muchas parejas que quieran separarse no puedan hacerlo por falta de dinero o trabajo. "Muchas parejas se verán obligadas a convivir en el mismo domicilio a pesar de la ruptura total de la pareja", concluyen.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?