Viernes, 18 de Septiembre de 2020

Otras localidades

ENTREVISTA LA VENTANA

El debate de la eutanasia se reaviva con el caso de Alan Cocq, el francés que trató de retransmitir su muerte

Este jueves se vota en el Congreso la tramitación de la ley para la eutanasia

El debate sobre el derecho a morir dignamente vive en los últimos años una de sus etapas más convulsas. En el caso de España fueron especialmente populares historias como la de Maribel Tellaetxe, la mujer enferma de alzhéimer cuyo deseo de morir en caso de que la enfermedad le hiciera perder la cabeza fue frustrado por el estancamiento de la ley de la eutanasia. O el caso de María José Carrasco, enferma de esclerosis múltiple cuya muerte fue asistida por su marido, Ángel, que grabó el proceso en vídeo y, en un grotesco giro de los acontecimientos, acabó siendo juzgado por un tribunal de violencia machista.

El caso de Alain Cocq

Los límites del derecho a la eutanasia también suponen un debate candente en Francia, que sí contempla la sedación profunda en situaciones extremas. Ya el año pasado tuvo una fuerte repercusión la historia de Vincent Lambert, que consiguió, mediante una larga batalla judicial y tras pasar once años en estado vegetal, que el Supremo francés permitiese la desconexión de las máquinas que le mantenían con vida. En la última semana, esta controversia ha vuelto a sacudir al país galo tras conocerse el caso de Alain Cocq. Este francés, de 57 años y natural de Dijon, sufre una enfermedad rara y degenerativa desde hace más de treinta años. El pasado sábado, decidió abandonar su medicación y dejar de alimentarse, mientras retransmitía su muerte desde su perfil de Facebook, ante la negativa del presidente Macron a otorgarle la eutanasia.

Sin embargo, la red social ha bloqueado su cuenta, frustrando las intenciones de Alain. El portavoz de Facebook ha explicado a la agencia AFP que “su normativa no les permite retransmitir tentativas de suicidio”. Tras sufrir este revés, Cocq ha exhortado a sus seguidores a que presionen al gigante de internet para que revoque su decisión. Su plan tiene como objetivo, según ha explicado, “ayudar a los que vendrán después”.

Resulta llamativo que, tanto en España como en Francia no exista una mayoría parlamentaria que apruebe una ley que permita morir dignamente, pese a que las encuestan muestran una clara mayoría a favor de este derecho. El ejecutivo socialista trabaja desde 2018 en una propuesta de ley en este sentido. Este jueves se votará en el Congreso su tramitación frente a la enmienda a la totalidad que proponen PP y VOX.

La ley puede estar en camino en España

Fernando Marín, médico y secretario de la asociación ‘Derecho a Morir Dignamente’, ha asegurado en los micrófonos de La Ventana que, pese a la previsible negativa del bloque de la derecha, confía en que la ley sea tramitada, lo que supondría “un importante paso”; y que espera contar con un borrador listo para enviar al Senado “en octubre o noviembre”. Asimismo, Fernando asegura que el caso de Cocq sería amparado por esta ley.

En cuando a la pandemia, Fernando ha señalado que desde su inicio se han dado varias situaciones de “enfermos crónicos preocupados ante la posibilidad de morir en el hospital”. Del mismo modo, muchos de ellos se preguntan si, en el caso de contraer una neumonía sumada a su condición, querrían continuar con su vida. Pues, según ha apuntado, su lucha se lleva a cabo desde la convicción de que “no se trata de vivir sin sufrimiento, sino de la necesidad de soportarlo”.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?