Domingo, 17 de Enero de 2021

Otras localidades

Los cafeteros

"El sector está al límite y es probable que, cuando acabe este segundo encierro, muchos no vuelvan a abrir"

Ada Parellada, cocinera y dueña de un histórico restaurante en Barcelona, relató la situación límite que vive el gremio de la hostelería en Catalunya, que permanece cerrado hasta nuevo aviso ante el aumento de casos de covid-19 en el territorio

Cataluña lo tiene todo cerrado desde hace más de dos semanas y el cabreo en el sector de la restauración es notable. Ante una posible prórroga de las medidas, este gremio, que aglutina tanto a la alta cocina como los establecimientos pequeños, protagonizaron ayer una imagen con pocos precedentes en el Hotel Majestic de Barcelona: una cumbre en la que reclamaban a la Generalitat la apertura de bares y restaurantes.

Ada Parellada, dueña del histórico restaurante La Semproniana, en la capital catalana, fue una de las asistentes a este grito conjunto, que reclama “como mínimo, estar igual que en Madrid”.

Esta discriminación nos aturde y nos entristece. Nosotros hemos hecho los deberes cuando se nos ha pedido, y de manera inmediata. Pero de golpe, no podemos trabajar”, lamentó la cocinera.

El colectivo se compromete a seguir las normas de seguridad que impongan las autoridades a la hora de atender a sus clientes para poder sobrevivir, por este motivo, no entiende que los servicios de hostelería se cierren hasta nuevo aviso.

En este sentido, Parellada denunció que “no estamos pidiendo dinero, sino que nos den la caña de pescar para poder continuar porque el sector está al límite y es probable que cuando acabe este segundo cierre, muchos no vuelvan a abrir”.

Ante este panorama tan alentador que presentan, los restauradores han decidido otorgar a la Generalitat de Catalunya un plazo que finaliza este viernes para recibir una solución que les permita seguir ejerciendo.

Pese a que se barajó en la cumbre la posibilidad de reabrir los negocios de manera unilateral, es decir, sin el apoyo de las autoridades, la cocinera consideró durante su intervención que “sin el aval y la garantía del Gobierno, no vale la pena. Se trata de una salida desesperada porque estamos desesperados”.

Otro de los aspectos que exigen a las autoridades catalanas tiene que ver con los impuestos, pues "no vemos lógico que se nos aplique el IAE (Impuestos sobre Actividades Económicas), porque no estamos trabajando", argumentó.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?